Despejado
T 24.8° | ST 26° Buenos Aires, Argentina
Revista el Federal - Innovación - nota

Crean una lana que no se achica al lavarla

Investigadores del Conicet -que esta semana vuelven a prowwwar por falta de pagos y precarización laboral- desarrollaron un proceso para que la lana no se encoja una vez lavada. Hasta ahora este proceso debía hacerse fuera del país. 

Tags

Investigadores del Conicet, que esta semana prowwwan por la precarización laboral y por la falta de pagos, hallaron la forma de desarrollar un proceso para hacer una lana que no se achique con el lavado, la innovación fue hecha a raíz de un análisis que hizo Sebastián García del Centro INTI Chubut. Este proceso sólo se hacía en el exterior, a partir de ahora se podrá hacer en nuestro país.

“La fibra de lana tiene una capa externa o cutícula, como si fuera escamas, que se modifica al entrar en contacto con el agua y bajo la acción de fuerzas mecánicas como ocurre en los procesos de lavado, se produce una compactación y entrecruzamiento de las fibras y por consiguiente un cambio en las dimensiones de la prenda de lana y en su apariencia”, detalla Nelida Olivera al diario La Jornada, es investigadora del CONICET en el Instituto Patagónico Para el Estudio de los Ecosistemas Continentales.

Los investigadores trabajaron con lana merino patagónica. “La fibra de lana está compuesta principalmente por queratina. El objetivo de nuestro trabajo es identificar las enzimas provenientes de microorganismos de la región patagónica que degradan la queratina de la lana. Luego, estas enzimas son utilizadas para desarrollar tratamientos para suavizar las escamas de la cutícula y así evitar el encogimiento. En los ensayos identificamos cuáles de esas bacterias producían enzimas que degradaban mejor la cutícula de la fibra y seleccionamos especialmente una para aplicarla en el tratamiento”

Allí es donde Sebastián García, investigador del Centro INTI de Chubut, haciendo un relevamiento de los procesos textiles en el país, halló que no existe en nuestro país ningún proceso que evite el encogimiento de lana. Las empresas textiles que desean que sus lanas no se encojan, deben exportar las lanas para que se haga fuera del país este proceso. El hallazgo de los investigadores del Conicet sería crucial para abaratar costos para la industria textil nacional.

“Estos métodos pulen las escamas de la lana con compuestos clorados y luego se enmascara la fibra con un polímero sintético. Además algunos tratamientos producen efluentes contaminantes. Por eso estos tipos de procesos no son utilizados por los mercados, que demandan productos naturales. Nuestro tratamiento enzimático aplicaría para la demanda del sector comercial que requiere una producción enteramente orgánica, sustentable con el medio ambiente”, comenta Martín Iglesias, miembro del equipo y becario de la Agencia Nacional de Promoción Científica y Técnica.