Lluvia débil
T 27.2° | ST 28° Aeroparque Buenos Aires, Argentina
Revista el Federal - Mi País - nota

La autopsia reveló que la nena murió intoxicada tras comer la mandarina fumigada

Hay "firmes elementos de que murió intoxicada”, declaró el abogado querellante de la causa de la nena que murió en Mburucuyá, Corrientes, tras comer una mandarina que había sido pulverizada con agrotóxicos.

Colapso cardiopulmonar fue el resultado del diagnostico que reveló la autopsia de la nena que murió el pasado 9 de septiembre por comer una mandarina que había sido pulverizada con agrotóxicos en la localidad de Mburucuyá, Corrientes.

El abogado Francisco Pisarello asumió como querellante en la causa y aseguró que la autopsia da indicios de que encontraron veneno en el cuerpo de la menor: “Hay firmes elementos de que la nena murió intoxicada”, expresó.

En un principio fuentes policiales habían indicado que la niña cuyo nombre era Rocío y tenia 13 años, había ingresado junto a su primo en una quinta ubicada en una zona rural cercana a Mburucuyá donde había plantaciones de cítricos que habrían sido fumigadas con plaguicidas. Sin embargo, Pisarello aclaró que los niños no ingresaron a la quinta y que las frutas estaban en la vereda, en el portón de ingreso a la quinta. También cuestionó el accionar policial y judicial.

“Ninguno de los niños ha ingresado a la quinta en cuestión, esto sucedió cuando los dos iban a la capilla Santa Librada de la primera sección paraje El Pago de Mburucuyá. En el trayecto, cerca de 90 metros, en el portón de ingreso de la quinta encuentran una mandarina y la ingieren. Las frutas tenían un color verduzco, tirando a azul, la que agarra la mandarina es la niña, y le convida al primito que es criado por la mamá de Rocío”, relató el abogado en declaraciones a Radio Dos.

Además, el abogado citó las declaraciones de la mamá de la niña, quien dijo que “el viernes existió un raleo de mandarina en la quinta de la firma en cuestión. El raleo es una cosecha leve de cada planta para que cada fruta vaya teniendo cierto tipo de calidad, cuando tiene una gran cantidad de fruta la mandarina es de menor calidad, es decir que se le saca a la planta mandarinas para que queden las de mejor calidad. Aparentemente esas frutas que fueron sacadas iban a ser enviada a otro quinta de arándanos”, por lo que “una de las líneas investigativas es que la mandarina que ingirió la nena pudo haberse caído del tractor.

Tras el allanamiento a la finca de donde aparentemente la niña tomó las mandarinas se retiraron varias botellas y bidones de líquidos fertilizante de 20 litros de 10 y de 5 litros que van a ser analizados, pese a ser productos autorizados en la fumigación de cítricos. Vecinos indican que el viernes estaban fumigando la quinta”, dijo el abogado y explicó que “Hay elementos probatorios que todavía no se agregaron a la causa, estamos muy consternados y nos vamos a ocupar de este tema”.

Pisarello remarcó que “no ha habido la celeridad en el caso de parte de autoridades policiales y judiciales. El mismo día había que secuestrar los elementos que eran importantes. Un día después se realizaron los allanamientos”.