T 20° | ST 20° Aeroparque Buenos Aires, Argentina
Revista el Federal - Actualidad - nota

La Pampa: las llamas arrasaron el Parque Nacional Lihué Calel

Desde La Pampa advierten que sus bomberos y voluntarios no pudieron ingresar al Parque Nacional porque sólo tenían permitido el ingreso personal dependiente de Parques Nacionales. Destacan que no hay coordinación entre Nación y la provincia para combatir los incendios.

El clima, pero también la falta de coordinación entre la Nación y La Pampa permitieron que las llamas quemaran gran parte del Parque Nacional Lihué Calen. El incendio destruyó casi 20.000 hectáreas y desde el gobierno pampeano cuestionaron la poca voluntad de cooperación del Ejecutivo nacional, ya que Defensa Civil provincial no pudo entrar al Parque Nacional para ayudar a apagar el fuego, que fue sofocado en las últimas horas.

Las llamas que arrasan con el Parque Nacional Lihué Calel intentan ser sofocadas por brigadistas que responden a Parques Nacionales y han sido reclutados de diversos puntos del país, autoridades nacionales impiden el paso de bomberos pampeanos, quienes junto a voluntarios de esta provincia estaban esperando a ser convocados para no permitir lo que hoy es un hecho: la destrucción del Parque. Es clara la falta de coordinación que proviene desde Nación, quien mantiene una disputa política con La Pampa.

El fuego ya salió del terreno del Parque Nacional y se dirige hacia el sur de la Provincia, paralelo a la Ruta Nacional 152. Se encuentran trabajando 6 cuadrillas de Defensa Civil, incluido el director, Luis Clara. El foco se encuentra activo y dadas sus dimensiones no se encuentra controlado, se logró frenar un frente de importante tamaño, pero quedan otros que se están tratando de contener desde el día de ayer”, comentó al Diario de La Pampa, Damián Bollak, subdirector de Defensa Civil.

Las llamas se dirigen hacia el sur provincial. Desde La Pampa lamentan que si más personas hubieran participado de la contención del fuego, se habría salvado algún sector del Parque. “Quizás con un poco de más participación de Defensa Civil en el parque podríamos haber contenido el fuego como pasó en el primer foco, que fue hacia el norte del parque y cuando salió de la jurisdicción fuimos y lo circunscribimos bien, y lo cerramos”, comentó el funcionario provincial.

“El viento va cambiando y las altas temperaturas generan condiciones extremas para el trabajo. Esperemos que el viento ayude y calme la temperatura para que los brigadistas puedan trabajar con más tranquilidad y puedan parar esto que está perjudicando las líneas energéticas”, Bollack trazó un panorama de la adversa realidad que se vive en La Pampa.