Lluvia débil
T 27.2° | ST 28° Aeroparque Buenos Aires, Argentina
Revista el Federal - Mi País - nota

Una escuela y un jardín de infantes de Luján fueron fumigados con agrotóxicos

Una vez más son los chicos y los docentes quienes pagan con su salud el precio de un sistema de agroproducción que hace uso indiscriminado de agrotóxicos.

Continúan los casos de escuelas de la provincia de Buenos Aires que son fumigadas con agrotóxicos. Mientras recientemente se conformó la Red de Docentes por la Vida, una iniciativa que busca reunir el reclamo de escuelas rurales de San Antonio de Areco, Necochea, Trenque Lauquen, San Andrés de Giles, Roque Pérez, Sierra de la Ventana, Ayacucho, Ramallo y Chivilcoy, entre otras localidades, hace apenas horas se realizó una denuncia por una nueva violación a la ordenanza que regula el uso de estos venenos en el partido de Luján.

En esta ocasión, los afectados fueron los alumnos y docentes de la Escuela Primaria Nº 22 y el Jardín de Infantes Nº 902, ubicados en el deslinde con el vecino distrito de General Rodríguez.

Desde la Multisectorial contra el Agronegocio explicaron al medio local El Civismo que “el pasado 5 de septiembre, alrededor de las 15:40, se desarrollaba la fumigación por mosquito de un campo localizado sobre la Ruta Provincial 6, ex Ruta Nacional 7 y callejón M. T. Mastellone, donde se siembra soja transgénica”, y que “El mismo se encuentra lindero a la Escuela Primaria N° 22 y al Jardín de Infantes Nº 902 del partido de Luján, así como también cercano a zona de viviendas que pertenecen unas a Luján y otras al partido de General Rodríguez. En ese horario, los niños se encontraban en la escuela, muchos de ellos realizando actividades físicas en el patio”.

“Llamamos a la Comisaría Luján Primera, donde se informó sobre la situación, intentamos acercarnos al “mosquito” en plena aplicación para que cese la misma, pero nos fue imposible. Nos estaba envenenado y tuvimos que retirarnos. Vimos en el mismo campo los bidones utilizados en la fumigación, correspondientes a 2-4D y Cletodim, productos cuya toxicidad aguda.

Desde la Multisectorial destacaron “los niveles de vulnerabilidad económica y edilicia de las escuelas rurales. Sin embargo, hay un problema que afecta a las mismas y a toda la comunidad educativa, y del que las autoridades (municipales, provinciales y nacionales) no se hacen eco: los grandes problemas de salud a los que docentes y estudiantes están expuestos, asociados a las fumigaciones que sufren las escuelas en el ámbito agrario”.

Conocé con más detalle la problemática de las escuelas fumigadas en una entrevista a Ana Zabaloy, ex directora de la Escuela Rural Nº 11 de San Antonio de Areco, impulsora de la Red Docentes por la Vida:

Agrotóxicos: Docentes de Buenos Aires se unen contra las fumigaciones