El medicamento fue desarrollado por la Unidad de Producción de Medicamentos (UPM) de la Facultad de Ciencias Exactas de la UNLP, y la producción quedará a cargo del laboratorio público PROFARSE (Productora Farmacéutica Rionegrina Sociedad del Estado).

La tuberculosis es una enfermedad que tiene cura sólo si el tratamiento se cumple rigurosamente en dos etapas: en los dos primeros meses el paciente es tratado con varias tomas diarias de cuatro fármacos antibióticos, y en la segunda etapa con 2 fármacos durante otros cuatro meses.

El medicamento desarrollado por la UPM es la Asociación Cuádruple, es decir que cada comprimido contiene los cuatro fármacos antibióticos requeridos para la primera etapa del tratamiento contra la tuberculosis.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda el uso de la denominada “Asociación de Fármacos”, es decir comprimidos que contienen 2, 3 y hasta 4 fármacos, para minimizar el número de tomas diarias y evitar omisiones o confusión en las mismas.

“Desde el punto de vista farmacéutico se trata de un medicamento complejo debido a la elevada cantidad de fármacos, las posibles reacciones entre ellos y las exigencias que debe cumplir para ser aprobado por las autoridades sanitarias”, explicó Hoya.

Además, el investigador remarcó que “es la primera vez que en Argentina se desarrolla y se produce este medicamento (ningún laboratorio privado nacional o multinacional lo fabrica en el país) y lo más importante es que responde a lo aconsejado por la OMS”.

Ante la “orfandad de medicamentos” contra la TBC que se presentó a mediados de 2016, se puso en marcha un plan de emergencia llevado adelante por el Ministerio de Salud de Río Negro, la Agencia Nacional de Laboratorios de Producción Pública (ANLAP) y la UNLP, que implicó el desarrollo, producción y distribución de 6 medicamentos para el tratamiento de la tuberculosis.