Con células de donantes de Argentina, Alemania, Estados Unidos, Israel y Polonia se realizaron en el mes de mayo un total de 17 trasplantes de médula con dador no emparentado, informó el Ministerio de Salud de la Nación. Desde el Registro Nacional de Donantes de Células Progenitoras Hematopoyéticas (CPH) del INCUCAI  indicaron que la cifra alcanzada constituye un récord a nivel nacional, ya que habitualmente la media de este tipo de trasplante es de 5 o 6 por mes.

Además, en el mismo período, la coordinación de la colecta de células por el Registro Nacional de Donantes de CPH permitió alcanzar otro hito en el funcionamiento del sistema dado que células provenientes de tres donantes del exterior fueron entregadas a un mismo centro de trasplante; y otras también provenientes de tres donantes del exterior se entregaron en otros tantos  centros de trasplante diferentes. Puntualmente, uno de los pacientes trasplantados recibió células de un donante de la provincia de Jujuy; nueve de donantes de Alemania; cinco de donantes de Estados Unidos; uno de un donante israelí y uno de un donante polaco.

Desde la creación del Registro Nacional de Donantes de CPH, el sistema de salud nacional garantiza que todo paciente argentino con indicación de trasplante de células progenitoras hematopoyéticas con donante no relacionado, pueda ser tratado en nuestro país sin necesidad de viajar al exterior.

En sus 11 años de vida, el registro permitió la realización de 545 trasplantes en pacientes argentinos con CPH de donantes no relacionados y también generó la posibilidad de que con CPH provenientes de 25 donantes argentinos y 4 unidades argentinas del Banco Público de Sangre de Cordón Umbilical del Hospital Garrahan, se hayan podido realizar 29 trasplantes de CPH en pacientes argentinos y del exterior.

Los centros de trasplante que participaron en las estas 17 infusiones de CPH fueron el Hospital Garrahan, el Hospital Italiano y la Fundación Favaloro, de la Ciudad de Buenos Aires. El Hospital Austral y el Instituto Alexander Fleming de la provincia de Buenos Aires; y el Sanatorio Allende y el Privado, de Córdoba.
 
Cada año, a cientos de personas se les diagnostican enfermedades hematológicas como leucemia, anemia aplásica, linfoma, mieloma, fallos metabólicos o déficits inmunológicos, entre otras, que pueden ser tratadas con un trasplante de CPH. Sin embargo, sólo entre el 25 por ciento y el 30 por ciento de estos pacientes tienen la posibilidad de encontrar un donante compatible en su grupo familiar. El resto debe recurrir a un donante no relacionado, a través de los registros de donantes.
 
Cerca del 30 por ciento de los trasplantes se realizan con CPH que provenienen de unidades de sangre de cordón umbilical, donadas para ser utilizadas públicamente en trasplantes de CPH para todo paciente que lo requiera en el mundo. En todos los casos la donación es gratuita, de carácter altruista y solidario. Los costos de los procesos son financiados por seguros de salud o sistemas de cobertura de los receptores, ya sean públicos o privados.
 
Misión cumplida

“Esta meta alcanzada representa el trabajo que el sistema de procuración ha brindado y ejecutado desde hace de más de 11 años”, indicó Gustavo Piccinelli, director del Registro Nacional de Donantes de CPH del INCUCAI. “Nos pone muy contentos saber que este esfuerzo mancomunado culmina en la posibilidad de dar respuesta efectiva a pacientes que requieren de un trasplante de este tipo, asegurando la equidad en el acceso y la igualdad de tratamiento para todo paciente argentino con cobertura social pública o privada”, remarcó.

El viceministro de Salud de la Nación, Gabriel Yedlin, sostuvo que “este nuevo logro de la política nacional de trasplantes pone en evidencia que nuestro país se encuentra a la altura de los más desarrollados en la materia, ya que de otro modo no calificaríamos para integrar la red internacional de bancos que incluyen los datos de donantes de células progenitoras hematopoyéticas de todo el mundo”. “Aquí aplicamos técnicas y procedimientos similares a los vigentes en el primer mundo, y eso habla de nuestra real inserción en ese contexto”, agregó.

Además integra una red internacional llamada Bone Marrow Donors Worldwide (BMDW) que incluye a más de 24 millones de donantes voluntarios de 52 países y más de 600.000 unidades de sangre de cordón umbilical y placenta de bancos de 33 países.
 
Cómo hacer para donar
 
Los requisitos para ser donante de médula ósea son: estar sano, tener entre 18 y 55 años y pesar más de 50 kilos. Hay que dirigirse al Centro de Donante más cercano y donar una unidad de sangre. Estos centros funcionan en los Servicios de Hemoterapia de 62 instituciones de todo el país.
 
A partir del consentimiento informado del donante, se toma de una pequeña muestra de la unidad de sangre donada para realizar el análisis de su código genético (HLA). Todos los datos se ingresarán luego a la base informatizada del registro, para su posterior incorporación en la red internacional.
 
El donante podrá efectivizar la donación de CPH, sólo cuando exista un paciente en el mundo candidato a trasplante de CPH que sea 100% compatible con su código genético.
?