El municipio de Bariloche lanzó un controvertido programa de desarrollo del sector oeste de la ciudad, para agrandarla desde el Arroyo Gutiérrez hasta el Parque Municipal Llao Llao. Bajo el nombre “Aulas del Oeste” pretende habilitar la construcción sin tener en cuenta el impacto ambiental que esto genera. La ONG Árbol de Pie rechaza el proyecto considerándolo “un negocio inmobiliario”.

“No nos parece inocente y lleva a pensar en la intención de habilitar más áreas de la ciudad al negocio inmobiliario, socialmente improductivo y nocivo”, expresó la ONG ambientalista en un comunicado. “Si bien el programa apunta a desarrollar la planificación urbana de todo el ejido municipal, se decidió comenzar por el oeste por tratarse de una porción de territorio de fragilidad ambiental y con superposición normativa”, responden desde el municipio.

Según difunde el diario Río Negro, la ONG Árbol de Pie advierte que el proyecto del municipio va en contra de la Reforma de la Carta Orgánica modificada en el 2007 que suspende los loteos en toda la zona oeste, en tanto no se apruebe el Plan Estratégico e Integral de Desarrollo para Bariloche, algo que todavía no ha sucedido.

“Al participar de los encuentros de ‘Aulas del oeste´, manifestamos nuestro rechazo al enterarnos de que el “oeste profundo” (la definición acuñada por los organizadores) comienza en Puerto Moreno o en el km 13, considerada como ‘un área de oportunidades´. Además, se propone el ‘completamiento habitacional´, transparentando que se priorizan las inversiones inmobiliarias por sobre la protección y la integridad del medioambiente”, cuestionan desde la ONG.

Bariloche es una localidad con un gran vacío en el ordenamiento urbano, grandes cordones barriales se asientan alrededor del ejido cívico. Al respecto, la ONG advirtió que “seguimos sin una política de desarrollo en infraestructura; de modo que gran parte de la zona dispone de una infraestructura deficiente, calles con pozos, falta de gas, deficiencias eléctricas ante inclemencias climáticas. Incrementar la densidad poblacional, concluyeron, sin un consecuente plan de aumentar la infraestructura, con financiación garantizada, es solo una metodología para marginalizar población”, concluyen.