En una decisión sin precedentes, la Dirección del Ecoparque Mendoza buscará personas físicas y jurídicas que quieran adoptar a los más de 1000 animales que hoy siguen en cautiverio en el predio del ex Zoo que funcionaba en el Parque San Martín de la localidad cuyana.

“Vamos a seleccionar a los mejores candidatos como adoptantes responsables de los más de 1.000 animales que hoy viven en corrales en el Ecoparque Mendoza, personas o instituciones que demuestren estar comprometidos con el cambio de paradigma que proponemos y ofrezcan a estos animales una calidad de vida similar a la que tendrían en un santuario”, comunicó la directora del Ecoparque, Mariana Caram.

La población de animales “domésticos o de corral” censada en 2017 reporta que representan al 52 por ciento de la población animal total, unos 1.200 ejemplares. “En este grupo se observa una notable superpoblación para ciertas especies, como gansos, ovejas somalí, ponis y cabras, debido a la falta de controles de reproducción y manejo durante los últimos 20 años”, agregó Caram. El ex Zoo de Mendoza está en pleno proceso de reconversión hacia el Ecoparque, un espacio que está pensado que abra para el 2019 y en donde se trabaja bajo los nuevos paradigmas de difusión, conocimiento y protección del medio ambiente y de las especies animales que habitan en él, sin exhibición de animales.

Este proceso se aceleró cuando en el año 2016 murieron alrededor de 70 animales en confusos episodios que aún son investigados por la Justicia, que tuvo como protagonistas a empleados y personal del gobierno, en acusaciones cruzadas que dejaron al descubierto el descontrol en el que se manejaba el Zoo y el pésimo estado de salud en el que se hallaban los animales. Para intentar proteger a los animales, desde el Ejecutivo provincial lanzaron el Protocolo para la Adopción Responsable de Animales, y su correspondiente Registro.

Aquellas personas físicas y jurídicas que estén interesadas en adoptar a un animal, tendrán que tener preferentemente domicilio en Mendoza, aunque esto no es excluyente. El listado de animales en adopción es amplio, en aves hay ejemplares de faisán plateado común; gallina de Guinea; ganso chino; ganso común; paloma blanca; paloma mixta; pato canadiense; pato mestizo; y pavo real. Mamíferos como cabra en Angora, conejos y ponis, y animales silvestres tales como ciervos gamos, antílopes y bufalos.

Las organizaciones proteccionistas ponen el foco en el proceso de selección de adoptantes, ya que se teme que muchos de estos animales puedan entrar en el circuito de cotos de caza.