El Ministerio de Turismo pretende poner en valor el Área Natural Protegida Piedra Parada, en Chubut. Para tal fin están avanzadas las gestiones para llamar a licitación para construir viviendas para guardafaunas y reglamentar actividades. La idea del gobierno chubutense es poder fortalecer la presencia en el lugar, muy visitado por turistas.

El subsecretario de Áreas Protegidas del Chubut, Néstor García destacó que Piedra Parada es uno de los sitios donde más ha crecido el turismo, especialmente el internacional. “Es uno de los primeros lugares en Argentina”, comentó el funcionario. Para ofrecer un mejor servicio al turista, es necesario que exista allí presencia permanente de guardafaunas, actualmente uno vive en una casa rodante. El Área protegida tiene 132 hectáreas.

El funcionario adelantó que hasta que las viviendas estén disponibles y las regulaciones vigentes, designarán un equipo de baqueanos para que acompañe a los turistas para poder brindarles información real y fidedigna.

Piedra Parada es un paraje en el noroeste de Chubut, se encuentra a orillas del Río homónimo. Funciona allí la solitaria Escuela Rural N° 86, aunque el lugar es conocido por una enorme y aislada formación rocosa que está a un costado del río que tiene 285 metros de altura por 100 de ancho. La Piedra Parada fue escalada por primera vez en 1993 por el montañista argentino Damián Benegas.