Según informó el Ministerio de Infraestructura provincial, se trata de un plan piloto para lograr “eficientizar energéticamente viviendas sociales construidas por cooperativas”.  

El diseño de las viviendas tiene como base el proyecto Semilla, del Plan Nacional de Vivienda, con una superficie de 38m2, que fue modificado con los objetivos de incorporar medidas pasivas y activas de eficiencia energética, utilizando energía renovable, especialmente la solar térmica.

Como parte del proyecto, a cargo de la Secretaría de Ordenamiento Territorial y Vivienda provincial, se brinda herramientas técnicas a los adjudicatarios de las viviendas en lo vinculado al ahorro energético, el cual se podrá medir y comparar con el consumo en viviendas similares.

El ministro de Infraestructura provincial, Jorge Rizzotti, detalló que para el plan piloto “se logró que la Embajada de la República Federal de Alemania financie el 30%, mientras que el 70% restante se da a través de fondos provinciales”.

La inversión total alcanza “aproximadamente los seis millones de pesos”, marco en el que ya se impulsó la compra de instalaciones, aislaciones y carpinterías para las primeras tres cooperativas que construirán las viviendas sustentables, una cada una, según detalló el secretario de Ordenamiento Territorial, Humberto García.

Los trabajos se iniciaron en el barrio Perón, de la localidad de San Pedro de Jujuy, a cargo de la cooperativa “Trabajo Futuro”; en el Barrio 34 Hectáreas, de La Quiaca, por parte de la cooperativa “Fuerza Mayor”; y en el Barrio Alto Comedero, de San Salvador de Jujuy, donde la encargada es la cooperativa “La Colina”.

El proyecto se da en el marco de la Ley provincial 5904, de Promoción y Desarrollo de la Energía Solar, sancionada en enero de 2016, que declara a Jujuy “Provincia Solar” y el decreto Nº1169 “Jujuy Verde”, entre cuyos objetivos está el de establecer políticas energéticas sostenibles aplicadasa viviendas sociales.