Los animales, entre ellos chihuahuas, salchichas, caniches, buldog francés y sharpei, se encontraban en total estado de abandono en una casa que funcionaba como criadero situada en el barrio Molina Punta, en el norte de la ciudad.

El caso llegó a la instancia de allanamiento y rescate luego de una serie de denuncias formuladas por vecinos de la casa donde funcionaba el criadero clandestino, donde una mujer fue identificada como responsable.

Los perros fueron rescatados por la organización proteccionista Yaguá Roga, con la autorización del juzgado Correccional 1 de Corrientes, a cargo de Gabriela Aromí. El procedimiento estuvo a cargo de efectivos de la comisaría 17 de la capital correntina.

“A la propietaria se le informó que tiene un plazo de 30 días para poner en condiciones el inmueble“, confirmó la policía, que continúa la investigación.