Se trata de seis ejemplares hembras y cuatro machos de muitú que serán trasladados al norte de la Reserva Iberá, en el sector conocido como Yerbalito, luego de atravesar un proceso de cuarentena.

La organización ambientalista CLT (The Conservation Trust), que encabeza esta iniciativa junto a la provincia de Corrientes y la Secretaría de Ambiente de la Nación, detalló que las aves “fueron transportadas en cajas especiales individuales desde el Refugio Biológico Bela Vista perteneciente a la empresa Itaipú Binacional (Foz do Iguazú, Brasil) donde fueron criados” hacia el Iberá.

El director de conservación de CLT Argentina detalló que “el muitú es un ave regeneradora de bosques, al dispersar las semillas de los frutos que consume” y destacó que “el retorno de esta especie al Iberá representa el retorno de un importante actor en la restauración de bosques nativos“.

Se trata de una especie de ave galliforme que habitó el noreste del país, pero debido a la caza para obtener su carne y a la modificación de las selvas donde vivía, fue desapareciendo y sólo subsiste en bajo número en sectores muy localizados del este de Chaco y Formosa. “Se estima que desapareció de la provincia de Corrientes 40 años atrás”, indicaron los ambientalistas.

Finalmente, destacan que con esta nueva especie que se incorpora al proyecto de Rewilding en el Iberá, “ya son diez aves y mamíferos que poco a poco regresan a este gran humedal argentino“.