La estufa rusa es un una opción que cada vez más personas comienzan a valorar, dado que se trata de una fuente de calor de alto rendimiento y bajo costo, en estos tiempos en que los tarifazos afectan a la mayoría de la población.

Así, técnicos del INTA AMBA Avellaneda y del Programa Prohuerta, René Castro y Mario Castro realizaron un taller para enseñar a construir esta estufa a leña a partir de ladrillos refractarios que tienen la cualidad de absorber, retener y entregar lentamente el calor a nuestros hogares. 

En el Centro de producción agroecológica “Quintas de Villa Domínico” UST, los especialistas explicaron que la estufa rusa “Se diferencia de las estufas hogar y salamandras de hierro por la cualidad de que la temperatura de la combustión es alta y el recogido de los gases es largo por su sistema de pulmón interno donde permite aprovechar las calorías antes de salir por la chimenea efectuando un muy buen rendimiento a diferencia del hogar donde sólo calefaccionamos al cielo”.

El taller contó con una gran participación de interesados, quienes pudieron ver y tomar nota de los distintos modelos, así como también de la información en cuanto a lugares estratégicos donde situarla para tener un mayor confort en el hogar y facilitar su limpieza y mantenimiento.

Castro remarcó que “se escuchó la preocupación por los incrementos en el precio de la energía por lo que esta alternativa es clave para llevar calor a los hogares además muchos concurrentes contaron que no poseen red de gas cercana y hubo quienes se acercaron para aprender y ofrecer el servicio como emprendimiento”.

Cuesta mucho solventar la calefacción a gas debido a su valores por esto en muchos hogares en zonas rurales y urbanas esta alternativa permite utilizar el recurso de la leña para calentar y cocinar. En este estilo de estufas rusas se puede agregar un espacio donde introducir una cacerola para preparar alguna comida sumando las ventajas de estufa y horno”, agregó el técnico.

Por otra parte, Mario Barrios de la Cooperativa UST dio a conocer los logros y mostró la experiencia de la quinta agroecológica que lleva adelante donde se llevó a cabo el armado de la estufa. Allí los técnicos avanzaron en el paso a paso de cada hilado de ladrillos hasta el final e hicieron una pequeña muestra encendiendo la estufa.