El hecho denunciado por la comunidad fue durante la noche del 15 de agosto, cuando en la puerta de la casa de Susana Parodi, militante de Descamisados, fue incendiado el auto de otro integrante de la agrupación y trabajador del Ministerio de Trabajo de la Nación, Sergio Martínez.

Luego del atentado, Parodi y Martínez dieron a conocer un comunicado en el que aseguraron que el incendio fue el último hecho de una serie de actos intimidatorios, entre los que mencionaron varias amenazas telefónicas contra ambos dirigentes que comenzaron a mediados de mayo en las vísperas de que comenzara a reunirse el Concejo de Seguridad Local.

En diálogo con la agencia de noticias Télam, Parodi apuntó contra los empresarios Juan Carlos Martínez, propietario de la cadena de supermercados El Chaqueño, y Fabián Tornero, dueño de uno de los principales corralones de la localidad rionegrina, como responsables del atentado.

“Son los que controlaban el funcionamiento del Concejo de Seguridad provincial y que fueron desplazados de ese espacio de poder cuando se creó el Concejo local, en el que hoy por iniciativa del intendente de El Bolsón participamos la mayoría de las instituciones y organizaciones políticas, sociales y ambientales”, afirmó.

“Esta es gente de Lewis” indicó la dirigente en referencia al multimillonario que es investigado por la compra de 10.000 hectáreas en la zona y por bloquear desde hace años el acceso público al Lago Escondido, y afirmó que “son los principales operadores del loteo del Mallín Ahogado, que busca construir una villa turística al pie del Cerro Perito Moreno”.

Los militantes también denunciaron que a comienzos de agosto, durante la reunión del Concejo de Seguridad local el arquitecto y militante de Nuevo Encuentro Luis Martin fue objeto de agresiones intimidaciones por parte de Martínez y Tornero, que lo amenazaron con “lincharlo”, frente a la mirada atónita del intendente, el Juez de Paz y la comisaria local.

Junto a Martin estaba la periodista Patricia Focarazza, de la radio FM Comarca Andina, que presenció las amenazas y las grabó con su celular.

Posteriormente, Focarazza fue abordada por Tornero quien le arrebató su teléfono para luego pasárselo a Martínez. Los militantes señalaron que estos hechos también se relacionan con los tres incendios intencionales que sufrió entre abril y mayo el Centro Comunitario de Mallín Ahogado donde se reúne periódicamente la Asamblea en Defensa del Agua y la Tierra, una de las instituciones protagonistas de la lucha contra la especulación inmobiliaria en la Comarca Andina del Paralelo 33 y en particular contra el loteo del Mallín Ahogado.

Fuente: Télam