En agosto del año pasado, la Organización Panamericana de la Salud (OPS/OMS) ya había alertado acerca de un nuevo ciclo epidémico de dengue en la región de las Américas, luego de dos años de baja incidencia de esta enfermedad, con un incremento de casos de dengue y dengue grave en varios territorios de la región.

Segun indica el Boletín Epidemiológico dado a conocer hoy, “el promedio de notificaciones en las últimas tres semanas fue de 5.601 el cual es casi 10 veces el promedio de las mismas tres semanas de la temporada 2018/2019″.

Además, advierte que el número de casos sospechosos se había comportado de manera similar a la temporada anterior, sin embargo, a partir de la semana 12 de este año, a fines de marzo, se registró un pico.

De esta forma, señala el ministerio, “el número acumulado de notificaciones hasta el momento para la temporada 2019/2020 (SE31/2019 a SE16/20) es entre 6 y 8 veces más lo notificado en las temporadas 2018/2019 y 2017/2018 respectivamente para el mismo período”.

En Argentina, desde agosto del año pasado hasta abril de este año se notificaron al Sistema Nacional de Vigilancia de la Salud 52.594 casos con sospecha de dengue u otros arbovirus como Zika, Chikungunya o Fiebre Amarilla,.

De ese total, se confirmaron 25.764 casos de dengue, de los cuales 22.320 no presentaron antecedente de viaje, otros 1.475 sí registraron haber viajado a otras localidades pero en las que no se había producido un brote, y las 1.969 restantes son casos que se encuentran en investigación.

Dos de los distritos más afectados son Ciudad de Buenos Aires y Jujuy. El domingo, el gobierno porteño difundió su Boletín Epidemiológico donde señalan que se confirmaron 5.909 casos de dengue hasta abril de este año. Y agrega que 94,8 por ciento no viajaron a una zona con circulación viral, es decir que el contagio fue local, y sí lo hicieron 309 personas que representan el 5,2 por ciento del total.

En tanto, la provincia de Jujuy registró hasta el lunes pasado 2.544 casos de dengue que se concentran en al menos seis localidades, donde rige la emergencia sanitaria, lo que constituye el brote más alto de su historia, informaron fuentes oficiales. “Al día de la fecha tenemos confirmados 2.544 casos de dengue”, dijo el ministro de Salud provincial, Gustavo Bohuid, al indicar que la ciudad más afectada es San Pedro “que ya detuvo su brote porque tuvo una caída de febriles”.

En ese sentido, el director provincial de Sanidad, Carlos Ripoll, afirmó que la provincia atraviesa “el brote más importante desde que apareció el dengue” en esta jurisdicción, que se inició en el año 2004.

La provincia de Buenos Aires diagnosticó a 1.990 personas que contrajeron dengue en lo que va del año, mientras investiga otros 1.000 casos probables, informó el Ministerio de Salud bonaerense.