Especialistas en salud de India y Liberia visitaron el hospital Garrahan, donde tomaron contacto con la atención integral de las cardiopatías congénitas que financia el programa Sumar, una iniciativa del Ministerio de Salud de la Nación que tiene por objetivo reducir la mortalidad infantil y materna en el país. “Nos enorgullece poder mostrarles una modalidad de atención sanitaria que es muy exitosa en la Argentina y que ha permitido uno de los logros más formidables en salud en los últimos 10 años, como es la cobertura del Programa Sumar”, dijo Marcelo Scopinaro, presidente del Consejo de Administración del Garrahan. Esta modalidad de atención permitió que más de 5800 niños y niñas fueran operados del corazón desde 2010.

La directora ejecutiva del hospital, Josefa Rodríguez, destacó que el Garrahan “realiza unas 10.000 cirugías por año, de las cuales unas 750 corresponden a intervenciones cardiovasculares y 24 mil egresos de pacientes”, lo que ubica al hospital entre los más importantes de la región. De las 5.851 operaciones de cardiopatías congénitas financiadas por el SUMAR, 1.023 se realizaron en el Garrahan. El hospital redujo en un 75 por ciento el tiempo de espera para las cirugías programadas, y hoy no hay pacientes en lista de espera para estas intervenciones.

Los que suma el Sumar

La comitiva internacional estuvo acompañada por el coordinador nacional del Programa Sumar, Martin Sabignoso y representantes del Banco Mundial en el país.  Durante el encuentro realizado ayer, la doctora Alejandra Villa, cardióloga infantil y responsable del Programa Sumar en el Garrahan, destacó los principales resultados: el sostenimiento de un Registro Nacional de Cardiopatías Congénitas, con 13.645 pacientes, de los cuales el 70 por ciento no posee cobertura social, y las 5.851 cirugías realizadas desde 2010, con financiamiento del Sumar.

También, indicó la especialista, aumentaron las detecciones y reportes de cardiopatías congénitas, que aumentaron en un 50 por ciento en los últimos tres años, y se tiene acceso a la historia clínica on line. Villa detalló el circuito asistencial que conecta a la red de efectores provinciales con el hospital de referencia, y éste, a su vez, con el Centro Coordinador de Derivaciones, que funciona en el Garrahan, y con el Centro cardiovascular tratante. “Esto permite resolver casos de baja y mediana complejidad en los centros correspondientes, y descomprimir la concentración en los niveles de alta complejidad”, explicó.

Desde el inicio del financiamiento a través del Programa Sumar, el Hospital Garrahan ha reportado la operación de 1.023 pacientes y ha recibido financiamiento por más de 21 millones de pesos en concepto de atención de cardiopatías congénitas. Esto le ha permitido la incorporación de un resonador con módulo cardíaco, un ecógrafo y la capacitación de recursos humanos en el exterior.