El empresario gastronómico argentino Ricardo Maidana compró una de las cadenas de restaurantes más importantes y emblemáticas de la ciudad, El Palacio de la Papa Frita. Ahora puso en marcha el objetivo: resguardar la vigencia ícono de la historia gastronómica porteña.

“El Palacio de la Papa Frita”, restaurante pionero de Buenos Aires, nació hace 60 años e impuso en el corazón sus delicias: papas soufflé y famoso de bife de chorizo con huevos, uno de los más sabrosos, tiernos y exquisitos que representa el auténtico sabor argentino.

Maidana planifica lanzarla como marca de franquicias y así atender pedidos de aperturas en el interior del país y el extranjero. También planea próxima apertura del Palacio 2015 en el centro porteño: un espacio que reunirá la historia y el presente de la franquicia.

“Hacerme cargo de esta cadena fue uno de los desafíos más difíciles; por su magnitud, su estado y su complejidad. Mi objetivo primario ya fue cumplido, preservar la marca, rescatar su historia, sostener los puestos de trabajo, y seguir brindando la mejor gastronomía. Nuestra meta es clara: convertirlo en una de las principales y más prestigiosas cadenas gastronómicas que reflejen el auténtico gusto porteño”, concluye Maidana.

La cadena cuenta con un promedio superior a los 350.000 cubiertos anuales y prevé una facturación, para el primer ejercicio, superior a los 70 millones de pesos.

“El Palacio de la Papa Frita sigue siendo referencia de la gran familia argentina, y jamás perdió sus clásicos encantos, supo ser un lugar obligado para el turismo y junto al Tango, el Obelisco y el Luna Park,  durante seis décadas se mantuvo como emblema de nuestro Buenos Aires”, resume Maidana.
 
En Lavalle 735 (4393 5849)/ Av. Rafael Obligado 6710 (4782 2221)/ Av. Corrientes 1612 (4374 8063)/ Laprida 1339 (4826 3151).

www.elpalacio-papafrita.com.ar