Especialistas del Ministerio de Infraestructura bonaerense prevén la instalación de un sistema inteligente que tiene además de paneles solares, un banco de baterías recargables y utiliza un grupo diésel.

Todo esto coordinado por un Control Inteligente que administra los recursos propuestos en función de la demanda energética y la captación solar.

Se trata de una solución escalable, tendiente a disminuir la utilización de diésel al máximo posible, explicó la cartera.

El proyecto -que ya se encuentra en la etapa de licitación- se realiza en conjunto entre el Ministerio de Gobierno de la Provincia, la Subsecretaría de Energía del Ministerio de Infraestructura y Servicios Públicos y el Programa de Incentivo a la Generación de Energía Distribuida (Proinged/Freba).

Además del Parque Solar, se prevé el reemplazo de los postes de luz que están en mal estado y la colocación de columnas tubulares de material que atiendan a las características del empotramiento en un suelo rocoso como el de la Isla.

También se cambiará el balizamiento completo de la pista de aterrizaje y se colocará una pequeña fuente de energía aportada por baterías para el caso que se interrumpa el suministro normal.

De los informes surge que resulta significativa la energía utilizada para calentar agua sanitaria con termotanques eléctricos, por lo que se implementarían termotanques solares.