Un total de 30 investigadores de la comunidad científica internacional fueron seleccionados por el Panel Multidisciplinario de Expertos de la Plataforma Intergubernamental Científico-Normativa sobre Biodiversidad y Servicios Ecosistémicos (IPBES, por sus siglas en inglés) para sumarse a un equipo de expertos en modelos y escenarios futuros que vinculan la naturaleza y las personas a fin de explorar y abordar los desafíos emergentes que implican la toma de decisiones para contribuir a la sostenibilidad de los ecosistemas.

A nivel global existe un acuerdo emergente de que los desafíos para lograr un futuro más sostenible requieren de nuevas formas de producción de conocimiento y toma de decisiones, que incluyen la participación de múltiples actores sociales en el proceso de investigación, conciliando valores y preferencias y generando la apropiación tanto de los problemas como de posibles soluciones”, expresó Noelia Calamari, especialista en Ecología de Paisajes quien integra el Departamento de Recursos Naturales y Gestión Ambiental del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) Paraná, Entre Ríos.

En este contexto, entre las actividades definidas para el período que comprende hasta el año 2030, el grupo de trabajo del IPBES, enfocado en el tema escenarios y modelos que evalúan relaciones entre la naturaleza y las personas, a distintas escalas, está desarrollando un marco conceptual y guía metodológica, como herramientas a aplicar en la formulación de nuevos escenarios futuros que integran relaciones entre la naturaleza y las personas.

Esto requiere de un enfoque transdisciplinario, basado en la reflexión y aprendizaje de múltiples sectores de la sociedad y abordando perspectivas plurales de relaciones entre la naturaleza y las personas. Aquí es donde los escenarios futuros constituyen una herramienta clave en el uso de evidencia científica y cultural para identificar opciones de políticas tendientes a prevenir, mitigar o revertir posibles impactos negativos sobre la biodiversidad y los servicios y funciones ecosistémicas”, indicó Calamari.

Como parte del sector científico-tecnológico del país, consideramos esta una gran oportunidad de posicionar al INTA a nivel mundial en el tema, potenciando los esfuerzos locales que viene desarrollando la institución, desde hace varios años”, destacó la experta.

Este evento forma parte de las actividades del IPBES, organismo intergubernamental conformado por más de 134 países y amparado por las Naciones Unidas. Su objetivo principal es fortalecer los lazos entre la ciencia y la política para la conservación y el uso sostenible de la diversidad biológica, en pos del bienestar general a largo plazo y del desarrollo sustentable, desde una visión integral (socio-política, económica y ambiental).