Se trata de un ejemplar macho adulto de tatú carreta (Priodontes maximus) con un peso aproximado de 50 kilogramos y con 1,47 metros de largo, desde el hocico hasta la cola, se encontraba en un establecimiento agropecuario de la localidad de General Güemes, unos 250 kilómetros al noroeste de la capital provincial.

Según informó la Dirección de Fauna a través de un comunicado, se procedió a relocalizarlo en un Área Protegida Provincial dentro de la zona de distribución de esta especie, donde años anteriores hubo registro de la presencia de este tipo de animal.

El área protegida cuenta con la vigilancia de la policía ecológica y la ubicación exacta de la liberación se resguarda para la protección de la especie, ya que es un animal que se encuentra “en Peligro Crítico de Extinción y es un Monumento Natural Provincial mediante Ley 1038”.