Fuente: INTA

Las diversas formas de procesamiento del huevo –cabellos de ángel, en polvo, en barra o líquido– enriquecen a la industria, la impulsan y la renuevan. Por esto, un grupo de ocho productores avícolas del centro de Córdoba decidió asociarse y fundar Ovocor, una sociedad que instaló una planta con equipamiento de última tecnología para la producción de huevo líquido homogeneizado y pasteurizado.

Juan Carlos Ghibaudo, presidente de Ovocor, destacó la importancia estratégica del proyecto debido a que “hasta ahora, un gran porcentaje de los huevos de Córdoba se industrializaba en plantas de Entre Ríos, Santa Fe y Buenos Aires porque en la provinvia no existía capacidad industrial para hacerlo”, y agregó: “Vimos la oportunidad de participar del mercado y aprovechar la cercanía con industrias panificadoras y pasteleras de la región”. Con el objetivo de elaborar principalmente huevo en saché para la industria del gran Córdoba y otras ciudades del interior, ocho avicultores de Oncativo, Villa María y Monte Buey suman en total unas 400 mil gallinas ponedoras, lo que representan más de 16 mil kilos de huevos por turno. Instalada en el Parque Agroalimentario de Oncativo, la planta –que se encuentra en una etapa de puesta a punto– cuenta con una quebradora de huevo, una separadora, un homongeneizador y una pasteurizadora.

“Con este equipamiento tendremos una capacidad de procesamiento de 21.600 huevos por hora, que se transformarán en 1.000 kilogramos”, expresó Ghibaudo, quien aseguró: “Sin dudas, esto es una oportunidad para que nuestros planteles crezcan y para incorporar a otros proveedores de la zona”. Para Marcos Bragachini, especialista en Agroindustria y Agregado de valor del INTA Manfredi, “el acompañamiento y asesoramiento en todo el proceso de transformación de productor agropecuario a productor industrializador fue fundamental para que el grupo avícola avance en la cadena de valor del huevo. En este sentido, Ghibaudo resaltó el rol del INTA. “El apoyo de los técnicos fue fundamental porque nos acompañaron en las gestiones para las habilitaciones industriales, nos mostraron las posibilidades de financiamiento a este tipo de proyectos de agregado de valor que en muchos casos nos las conocíamos”.