Por abuso de autoridad, el fiscal Anticorrupción Hugo Amayusco imputó a Daniel Arzani, ex intendente de la localidad codobesa Malvinas Argentinas, y al ex secretario de Ambiente de la Provincia, Luis Bocco, por haber autorizado en forma irregular el uso del suelo en los terrenos donde luego comenzó a levantar su polémica planta semillera la multinacional Monsanto.

Según la acusación, los terrenos no eran aptos para destinarse a emprendimientos industriales, conforme con disposiciones de la Ley Provincial de Uso del Suelo. La defensa sostiene que hay “una cuestión semántica” por discutir, ya que “la redacción habla de que es zona agropecuaria. ¿La selección de semillas no es parte de esa actividad? ¿O solo hay que contar la siembra?”, según difundieron medios locales.

El terreno en cuestión se encuentra sobre la ruta provincial A-58, y se da la particularidad de que mientras los lotes de una mano se utilizan para uso industrial, y los del otro lado están declarados como no aptos.

La denuncia fue realizada en 2012 por el médico Medardo Avila Vazquez, el abogado Darío Avila y Gallego Martinez, y recién cuatro años después la Justicia le da lugar.

Si bien esto no afectaría necesariamente a Monsanto (la mayor productora de semillas transgénicas del mundo y una de las principales fabricantes de peligrosos agroquímicos como el glifosato), podemos ver estas imputaciones como una decisión en favor del cuidado del medioambiente. Recordemos que la asamblea del bloqueo a Monsanto en Malvinas Argentinas viene demostrando desde hace años que la radicación de dicha empresa implicaba una amenaza para la salud de la población, así como las irregularidades cometidas tanto por la empresa como por los gobiernos municipal y provincial que derivó en que las organizaciones lograran que la construcción de la planta de acondicionamiento de semillas se frenará gracias un fallo de la Justicia provincial que dió lugar al amparo presentado por vecinos (enero 2014), y el posterior rechazo del informe de impacto ambiental por parte del gobierno provincial (febrero 2014). Pero hace más de dos años que se espera la erradicación definitiva de Monsanto.

También están imputados por abuso de autoridad el ex jefe de Catastro y Planeamiento de Malvinas Argentinas, Rubén García, y los exconcejales radicales José Blanco, Emilio Ferrero, Elsa Martínez, María Ferreyra, Marta Castro y Ricardo Guzmán, todos ellos como coautores. También la ex edil peronista Rosa Estela Castañares.

Arzani es el actual secretario de Coordinación en la Municipalidad de Córdoba. Bocco, por su parte, se desempeña actualmente como asesor en el bloque de concejales capitalinos de Unión por Córdoba.