En una ‘apuesta por las energías renovables’, el gobierno de Jujuy anunció la rúbrica de un acuerdo de colaboración con la empresa Enel Green Power Argentina, de origen italiano, para la ampliación en 100 megavatios de la central solar de Caucharí Olaroz.

Cabe destacar que el salar de Caucharí-Olaroz está considerado el tercer reservorio de litio del planeta, y que además de apostar a las energías renovables, Jujuy también avanza en la construcción de una planta de litio con inversores italianos.

Se trata de un elemento químico que por su importancia en la fabricación de baterías se convirtió en un tesoro al que se le dio el nombre de “oro blanco”. Pero lo cierto es que el impacto ambiental es muy grande, ya que la explotación de litio implica un enorme consumo de agua y su posterior contaminación, introducción de caminos en ecosistemas sensibles como los salares, impacto en la flora y fauna, y generación de residuos sólidos y químicos.

Con respecto a la ampliación de la planta solar, el Secretario de Energía de la provincia, Mario Pizarro, manifestó a medios locales que “creo que recuerdan cuando hicimos nuestra primera visita a China, este Jujuy que llegó a China y empezó a abrir caminos sumamente importantes para financiamientos de obras de energía eléctrica, pero de energía renovable”.

“Los tiempos empezaron a correr, tenemos 480 días para la construcción de nuestro parque, así que estamos trabajando mañana, tarde y noche con el Ministerio de Infraestructura y con el Gobierno de la provincia que ha tomado esta decisión”, expresó.

El proyecto ya se adjudicó acuerdos de suministro para 300 megavatios en la licitación nacional de energías renovables Ronda 1 que se resolvió el año pasado. Resultaron ganadoras las plantas llamadas Cauchari 1, 2 y 3. La nueva planta Cauchari 4 se prevé igualmente en el marco de una colaboración público-privada, al igual que las otras tres plantas solares.

Por Matilde Moyano