Un total de 454 familias se inscribieron en la iniciativa denominada “Bienvenido”, lo que significó que se plantaran 454 árboles y 300 de ellos ya cuentan con una placa con el nombre del recién nacido.

Con esta acción, la ciudad busca destacar la importancia que tiene el cuidado de los árboles como patrimonio ambiental. El programa también divulga los espacios verdes más próximos identificando cuáles poseen patio de juegos, para favorecer su acceso.

“Celebramos el nacimiento y acompañamos a las familias en esta etapa trascendental de sus vidas, garantizando que las futuras generaciones crecerán en una ciudad más verde y con mejores condiciones ambientales“, afirmó sobre la iniciativa el secretario de Atención y Gestión Ciudadana, Facundo Carrillo.