La tierra donde cada febrero vuela la harina y perfuma la albahaca. La tierra de los Diaguitas. La tierra a la que le canta y le escribe Ramón Navarro. La tierra que fundara hace 422 años Juan Ramírez de Velasco bajo el nombre de Todos los Santos de la Nueva Rioja cumple años el 20 de mayo, pero tuvo su fiesta grande anticipada el jueves 16 de mayo a la tardenoche de Buenos Aires.
En el Salón de los Pasos Perdidos de la Cámara de Diputados de la Nación, el riojano Hugo Casas armó, por iniciativa de los diputados Julio César Martínez y de la también legisladora Inés Brizuela y Doria, el festejo llamado “Un vino por la Rioja”. Reunió músicos y poetas, escritores, difusores y cantantes de la provincia, pero no tuvo, curiosamente, la participación del gobernador, Luis Beder Herrera, quien un día antes estuvo con otros dos jefes provinciales en la Casa Rosada. 
La conmemoración se hizo a salón lleno y abrió con un video sin harina ni albahaca pero con los encantos naturales de la provincia donde se erige el famoso Parque Nacional Talampaya. Marcelo Iribarne fue el maestro de ceremonias. Presentó al Chango Assad, que abrió el fuego a pura guitarra. Y arrancó las primeras palmas, todavía tímidas.
A ellos les siguió el dúo que formaron Angel Asís y Luis De la Peña, que así describieron a su provincia, donde se vive, dijeron, “debajo de un sol caliente que casi quema las penas”. A ellos les siguió la caja coplera y casi de inmediato subió al escenario Josho González, que desempolvó, en la poesía, la harina festivalera. A él su sumó la diputada que propuso el festejo: Inés Brizuela y Doria. La legisladora habló antes de cantar: “No soy cantante, así que les pido que escuchen con el corazón”. La gente respondió con un aplauso sincero.      
“La Rioja demuestra que artísticamente tiene, a través de sus cantores y de sus amigos cantores, con qué celebrar infinita cantidad de cumpleaños”, soltó Hugo Casas, el programador artístico de la velada del 16 de mayo, que tuvo en escena a  Chano Bazán, Hugo Frías, Romina Pugliese, Florencia Domínguez, Ezequiel Romano, Maxi Sosa y a artistas de otras provincias, como Los Colorados, Por Siempre Tucu, Los Musiqueros Entrerrianos (cantaron la chaya Llorando estoy), Enrique Llopis, Juan Alfredo “El Chinito” y Quique Ponce, que hizo cantar a todos con el bandoneón. Fue el fin de fiesta antes del vino con el que todos dijeron ¡¡¡salud La Rioja!!!!  

Fotos Marcelo Arias y gentileza Cámara de Diputados?