La nueva reglamentación fue impulsada por el Gobierno de la Ciudad y sancionada con 37 votos afirmativos, 20 negativos y dos abstenciones durante la sesión ordinaria del Parlamento.

La medida fija la creación del programa “Buenos Aires: Ciudad Bici” con el objetivo de “ampliar la red de ciclovías y bicisendas promoviendo el ciclismo urbano y la incorporación de nuevos usuarios a la infraestructura existente”.

Para ello, dispone de la conformación de un “Fondo para el Desarrollo de la Movilidad Sustentable” que servirá para costear las obras de infraestructura y que se financiará, entre otros aportes, con los ingresos del cobro por el uso de las bicicletas del sistema de EcoBici.

El sistema de bicicletas públicas comenzó a funcionar de manera gratuita en  2009 en la Ciudad, a partir del uso de bicicletas públicas en la Ciudad que llegó a tener, en 2019, 400 estaciones y 4000 rodados; no obstante por la pandemia se vieron reducidos a la mitad esos números.

Ahora, el Gobierno de la Ciudad busca cobrar los fines de semana por este servicio de bicicletas a los ciudadanos argentinos, y a los extranjeros todos los días de la semana, aunque aún no trascendió cuál será el monto de la tarifa.

El proyecto, además, contempla la creación de guarderías para los rodados en la vía pública y en cercanías de los centros de trasbordo para los ciclistas que se mueven en su bicicleta particular.