Tras el rescate que tuvo lugar la semana pasada de seis cóndores con síntomas de intoxicación en diferentes puntos de esa localidad tucumana, uno de ellos murió y cinco pudieron ser rehabilitados en manos de la veterinaria local Marisol Chirino.

Este martes fueron liberados cuatro ejemplares en el Centro Ceremonial “El Alto” (territorio de la Comunidad Indígena de Tafí del Valle), mientras que otro fue liberado el lunes debido a su rápida recuperación y comportamiento insistente por escapar.

En el momento de la liberación estuvieron presentes, entre otros, los referentes de la DFFSyS y de la Reserva Experimental de Horco Molle. Se realizó la colocación de un chip intramuscular para el posterior monitoreo de las aves y la verificación del estado sanitario de los animales.

Asimismo, continúa la investigación de los hechos ocurridos, para lo cual se extrajeron muestras de los ejemplares, con las que se intenta determinar el motivo de su estado sanitario. Parte del material está siendo procesado en la Fundación Miguel Lillo, mientras que el restante será enviado a la provincia de Buenos Aires. La ingesta de carne contaminada habría intoxicado a las aves, según las hipótesis de los profesionales que participaron del rescate.

condor andino

Desde la DFFSyS expresaron que resulta fundamental el trabajo y esfuerzo conjunto de todos los habitantes para la conservación de la biodiversidad: “Agradecemos a todos los actores que formaron parte, y seguiremos trabajando para que la sociedad tome conciencia sobre el valor intrínseco y aplicado que tiene la biodiversidad”, resaltó el equipo.

La protección de la fauna silvestre se enmarca en la Ley Provincial N° 6.292. Las denuncias durante la vigencia de la cuarentena deben realizarse a Defensa Civil (línea gratuita 103).