El informe, titulado “Repensar los productos plásticos de un solo uso en viajes y turismo”, se realiza a medida que los países de todo el mundo comienzan a reabrirse y el sector comienza a mostrar los primeros signos de recuperación de la crisis sanitaria del coronavirus.

Entre los mayores contaminantes mencionados en el trabajo se destacan botellas de agua, artículos de tocador desechables, bolsas de plástico y de basura, así como envases de alimentos y vasos.

Con una serie de recomendaciones, el proyecto representa un primer paso para mapear los productos plásticos de un solo uso en la cadena de valor de viajes y turismo, identificando puntos críticos para daños ambientales, brindando recomendaciones prácticas y estratégicas para empresas y autoridades.

“Está enfocado en ayudar a las partes interesadas a dar pasos colectivos hacia acciones y políticas coordinadas que impulsen un cambio hacia modelos de reducción y reutilización, en línea con los principios de circularidad, así como las infraestructuras de residuos“, se destacó en un comunicado emitido por la WTTC.

Esas recomendaciones incluyen la redefinición de productos plásticos de un solo uso innecesarios en el contexto del propio negocio; dar preferencia contractual a los proveedores de productos reutilizables; y una planificación proactiva de procedimientos que eviten el retorno a productos plásticos de un solo uso en caso de brotes de enfermedades.

También, el apoyo a la investigación y la innovación en el diseño de productos y modelos de servicios que reducen el uso de artículos plásticos, y revisión de las políticas y los estándares de calidad teniendo en cuenta la reducción de residuos y la circularidad.

Virginia Messina, vicepresidenta Senior y directora ejecutiva Interina del WTTC, aseguró que la pandemia del Covid-19 aceleró la agenda de sostenibilidad, y en ese sentido, se espera que las empresas continúen reduciendo el desperdicio de productos plásticos de un solo uso para el futuro e impulsen la circularidad para proteger no solo a la gente, sino, lo que es más importante, al planeta.

Por otra parte, el Consejo resaltó que también que los consumidores están tomando decisiones más conscientes y apoyando cada vez más a las empresas pensando en la sostenibilidad.

En tanto, la directora de la División de Economía del Pnuma, Sheila Aggarwal-Khan, aseguró que “los viajes y el turismo tienen un papel clave que desempeñar para abordar la triple crisis planetaria del cambio climático, la pérdida de biodiversidad y la contaminación, así como para hacer realidad la circularidad en el uso de plásticos.”

El advenimiento del Covid-19 y la consiguiente proliferación de productos plásticos de un solo uso ha agregado urgencia a las crisis, y con este informe esperamos alentar a las partes interesadas de esta industria a unirse para abordar este desafío multifacético”, añadió.