La iniciativa también busca consolidar a la bicicleta como modo de desplazamiento cotidiano, en el marco del programa Impulso a la Movilidad Activa que plantea en una primer etapa la construcción de 79 kilómetros de ciclovías.

Uno de los puntos estratégicos será la tradicional plaza Mitre de Mar del Plata, localizada a cinco cuadras de la Catedral y la sede municipal, que es la puerta de acceso y salida al microcentro de la ciudad balnearia. Desde allí, una de las ciclovías se instalará por la calle Brown entre San Luis y Avenida Jara y la otra se desplegará por la calle Mitre entre las avenidas Colón y Paso.

La subsecretaría de Movilidad Urbana, a cargo de Dante Galván, elaboró este proyecto que pretende una convivencia más segura con el tránsito vehicular, dado que los ciclistas tendrán carriles exclusivos. “El proyecto se apoya en lo desarrollado en el Plan Maestro de Transporte y Tránsito, cuyo proceso de elaboración incluyó la participación de usuarios y agrupaciones de ciclistas en la definición de los ejes a consolidar, tanto desde lo topográfico como desde las características del tránsito (evitando calles principales y/o de paso de transporte público)”, explicó el funcionario en un comunicado.

Además, sostuvo que “el objetivo es facilitar y alentar el uso de la bicicleta como modo de transporte para los desplazamientos cotidianos, permitiendo equilibrar nuestro sistema de movilidad asignando a todos los usuarios espacio público para su desplazamiento, garantizándole mayores niveles de seguridad”.

“La intención es luego seguir con la ampliación de las ciclovías ya que nuestra prioridad es que los marplatenses estén conectados desde la zona Oeste hacia el Este y desde las zonas residenciales hacia aquellas donde se encuentran los centros de trabajo, de estudio y salud de esta ciudad, agregó.

El proyecto contempla que las ciclovías sean de sentido bidireccional, con 2,65 metros de ancho de libre de circulación, localizadas en la mano izquierda según el sentido de circulación. Además, tendrán demarcación horizontal amarilla en todo el tramo, elementos verticales y horizontales de separación y señalización de cruces, con reducción de velocidad a 30km/h en los entornos.