Dhara, la tigresa blanca del zoológico de La Plata, murió a los 13 años tras un cuadro de insuficiencia renal.

El ejemplar había ingresado al zoológico en 2015 y comenzó el 4 de mayo pasado con un cuadro de decaimiento y anorexia, que derivó en la inmediata intervención del cuerpo veterinario, que le realizó diversos exámenes y, al parecer, era “un cuadro grave e irreversible” para este tipo de animales.

La tigresa fue sedada y medicada, pero tras dos semanas de cuidados, falleció. “Debido a que el único acceso a la administración de medicación en este tipo de animales solo se puede realizar bajo anestesia general, decidimos realizar la práctica para intentar un tratamiento y monitorear su desarrollo. Lamentablemente el cuadro fue irreversible“, explicó en el informe el jefe de División Sanidad y Nutrición Animal del predio, Juan José Diorio.