Cientos de peces muertos aparecieron en los márgenes del río Santiago, en la ciudad de Ensenada, a la altura del Club Regatas. Tras las intensas lluvias del fin de semana, el agua escurrió por el arroyo El Gato y desembocó en el río y arrastró todo tipo de desechos.

La municipalidad de Ensenada atribuyó el hecho a la contaminación de las aguas con desechos provenientes de empresas ribereñas. Se radicó la denuncia ante el Organismo para el Desarrollo Sostenible (OPDS), donde ya habían denunciado el vertido de desechos líquidos sin tratamiento en dicho arroyo, los cuales debido al cauce natural desembocan en el río.

Días atrás, las aguas del arroyo El Gato aparecieron color violeta, por lo que clausuraron el desagüe de una cooperativa que confecciona maples de frutas ante la presunción que el tinte que utiliza fue vertido en ese curso.

No olvidemos tampoco que un estudio realizado por científicos del Instituto de Limnología “Dr. Raúl A. Ringuelet” de La Plata (Ilpla, Conicet-UNLP), detectó microplásticos en todos los peces que capturarona lo largo de 35 kilómetros de la franja costera sur del estuario del Río de la Plata, entre las localidades de Ensenada y Berisso.

Aparecen peces muertos en Santa Fe y le echan la culpa al calor