Despejado
T 22.9° | ST 22.9° Aeroparque Buenos Aires, Argentina
Revista el Federal - Sustentable - nota

Parrisol, para compartir un asado solar argentino

Diseñadoras/es industriales argentinas/os crearon una parrilla que funciona por reflexión solar y tiene en cuenta la importancia de conservar el espíritu criollo. Parrisol aún es un prototipo, pero se espera su lanzamiento para fines de 2018.

Por Matilde Moyano

Con el objetivo de desarrollar una innovación sustentable para su tesis final de la carrera de Diseño Industrial de la Universidad de Buenos Aires (UBA), Viviana Alonso Toscanini (32),  Daniela Clavelli (28) y Martín Fernández Mendez (32) apostaron a la energía solar y desarrollaron una parrilla que utiliza los rayos de la estrella que nos da la vida, para cocinar alimentos: Parrisol.

Si bien ya existen otras parrillas para cocción solar en el mercado mundial, como cocinas y hornos, a la hora de pensar en la estética del artefacto estas/os argentinas/os se propusieron utilizar materiales lo más fieles posibles a una parrilla tradicional, para que fuera “lo más criolla posible”, lejos de pretenciosas formas futuristas. Además, es importante mencionar que Parrisol también puede funcionar en modo “parrilla común”, ya que posee un accesorio para uso con carbón, leña o briquetas.

Pensando un poco en la situación del asado, la práctica social del asado, que es muy común para nosotros, queríamos mantener esa tradición y usar materiales que fueran lo más cercano a una parrilla tradicional, también para no aumentar el costo. Lo importante era generar la situación de asado, de reunión, de estar cerca de la parrilla“, expresó Viviana Alonso Toscanini en diálogo con El Federal.

¿Cómo funciona?

Trabaja por reflexión, es una superficie espejada donde inciden los rayos solares. Tiene una curvatura especial, que hace que el foco (que es donde convergen todos los rayos) se refleja en esa superficie y convergen todos en una línea. Es un principio de la física (óptica). Así se genera el calor y se calienta la superficie de cocción”, nos explicó Viviana.

Hay que aclarar que la cocción de los alimentos (hamburguesas, carne para asado, verduras) tarda aproximadamente el doble que una parrilla común. Asimismo, tiene como ventaja que puede usarse inmediatamente, con lo cual se gana el tiempo que lleva prender el fuego en las parrillas tradicionales.

Cada 20 minutos, la parrilla tiene que ser reorientada, utilizando un marcador creado con materiales fotocromáticos (un “palito”) que funciona similar a un reloj solar: “Hay que controlar que no se proyecte la sombra del marcador, y reorientarlo buscando que quede el puntito del palito solo.

Es decir, en un reloj la idea es que siempre haya una sombra, que es justamente la que marca la hora. En este caso, hay que tratar de que no tenga sombra, ubicando el marcador de manera perpendicular al sol.

Actualmente Parrisol se encuentra en etapa de rediseño. Viviana y sus compañeros se encuentran mejorando este prototipo para poder lanzarlo al mercado este año. Seguramente hacia fines de 2018 ya podremos compartir un “asado solar”.

Más info en: livisinger@gmail.com