“No podemos cambiar trabajo por muerte”, declaró enfático el Intendente de Puerto Piray Jorge Lezcano al referirse a la presencia de la papelera de capitales chilenos Alto Paraná, hoy Arauco, por los altos niveles de contaminación que se registran en el aire de la localidad. La empresa, que aumentó su producción, no compra equipos para remediar el impacto ambiental y el municipio inició un sumario que podría terminar con el cierre de la papelera.

La empresa Arauco, ex Alto Paraná está en la localidad de Puerto Piray, con casi 10.000 habitantes, desde 1942 la celulosa mueve social y económicamente la vida de este pueblo que hoy debe convivir con un hollín oscuro que sale de las chimeneas de la planta volviendo el aire irrespirable. Muchos vecinos del pueblo sufren enfermedades respiratorias.

“No podemos cambiar trabajo por muerte”, declaró el Intendente Lezcano a Misiones Online. “Charlamos con los representantes de la empresa, nos dijeron que iban a trabajar para disminuir la contaminación, pero no lo hicieron. Ellos tienen que hacer una inversión, tienen que poner un precipitador electrostático que sirve para reducir el residuo que deja la caldera en el aire, pero se niegan a hacer la inversión, dicen que es muy cara” señaló el Jefe Comunal.

Arauco es una empresa de capitales chilenos presente en varios países en el mundo. En su web site aseguran que ellos “actúan con una mirada a largo plazo. Nuestro trabajo aporta al bienestar social, respeta a nuestros vecinos y al medio ambiente” Todo lo contrario es lo que hacen en Puerto Piray.

“Esto tiene que terminar en una multa o el cierre de la planta. Estamos cansados de lidiar con esta empresa, no te dan pelota, no nos respetan. Si tengo que negociar la salud de mi pueblo para que ellos se queden, que se vayan nomás”, confirmó el Intendente que marca un punto de inflexión en estos casos, ya que por lo general la clase dirigencial apoya estas empresas. En el caso del mandatario misionero, al parecer la enorme contaminación que produce la planta, sobrepasó un límite.

Arauco además de contaminar, es conocida por haber entrado al programa de blanqueo del gobierno nacional, de esta forma solucionó una evasión de impuestos millonaria que tenía con la AFIP. La empresa es denunciada también por despedir 30 empleados y tercerizar gran parte de sus actividades.