La iniciativa consiste en la recolección de aceites de cocina usados que “generan impactos ambientales que uno por ahí ni se imagina, pero son graves y diversos si tienen una mala gestión“, indicó a Télam el Secretario de Calidad Ambiental jujeño, Pablo Bergese.

El funcionario consideró que es importante la concientización de la ciudadanía en esta temática y por ello se ha elaborado un esquema de trabajo y de cooperación mutua entre el Ministerio de Ambiente de Jujuy, la Municipalidad de San Salvador de Jujuy y la empresa Ecoaxion S.A.

La gestión de los residuos para que tenga éxito y sustentabilidad en el tiempo tiene que tener alguna arista económica, y parte de la sustentabilidad de la campaña radica en que una empresa obtenga un beneficio, explicó.

En este caso, Ecoaxión, que tiene su planta de tratamiento en la ciudad de Palpalá, se encargará de acopiar el aceite y acondicionarlo a los estándares que las empresas productores de biodiésel necesitan para su procesamiento.

Los aceites vegetales usados generalmente son desechados de forma inapropiada y generan un gran impacto ambiental. Hay dos formas que tenemos identificadas, se los coloca en recipientes dentro de bolsas de basura o se los arroja por las cloacas o en la cocina, lo que provoca taponamiento de las cañerías, malos olores, putrefacción y generación de vectores o insectos”, dijo.

Respecto a la campaña lanzada este lunes, se informó que los generadores de estos aceites que deseen participar, deberán inscribirse ante el Ministerio de Ambiente de Jujuy, tras lo cual tendrán una visita de asesoramiento en su domicilio.

“Junto con la entrega del bidón va un instructivo de cómo operar con los aceites, porque hay que esperar que se enfríe, retirar los restos de alimentos que pueden haber quedado de mayor tamaño y una vez frío trasvasarlos al recipiente de acopio”, explicó Bergese.

La propuesta se inscribe dentro de la política provincial de acción climática “Jujuy Verde, Carbono neutral 2050”, ya que el reciclado de los aceites vegetales permite generar biocombustibles y reemplazar una cantidad importante de combustibles fósiles, contribuyendo a la reducción de emisiones de CO2.

En San Salvador de Jujuy se van a instalar en esta semana dos puntos limpios para recibir estos aceites comestibles para su transformación y reciclado. El objetivo es que toda la provincia empiece a acopiar aceite.