Con Tecnología de última generación la Universidad Nacional de La Plata (UNLP) trabaja en la elaboración de un modelo tridimensional de la Comisaría Quinta de La Plata, lugar donde funcionó un centro de detención clandestino durante la última dictadura militar, donde fueron detenidas y desaparecidas aproximadamente 200 personas.

En conjunto con la Asociación Abuelas de Plaza de Mayo, este proyecto tiene el objetivo de preservar la memoria de uno de los sitios más emblemáticos del terrorismo de Estado, con un enorme valor histórico y documental que puede ser un aporte a las investigaciones judiciales.

Tanto la UNLP como la Asociación Abuelas de Plaza de Mayo son querellantes en las causas por delitos de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura militar. Ambas partes se comprometieron a aportar el trabajo realizado como insumo para el esclarecimiento de esos hechos.

Con la utilización de un sensor LiDAR estático Trimble TX5, tecnología de escaneo láser que les permite generar un modelo 3D de calidad milimétrica de todo espacio físico del predio. La UNLP es la única universidad pública del país que cuenta con este tipo de tecnología. Las Facultades de Bellas Artes y de Ciencias Astronómicas y Geofísicas ya comenzaron a realizar un minucioso relevamiento de la Comisaría Quinta, ubicada en Diagonal 74 entre 23 y 24 de La Plata. 

El proyecto permitirá consolidar un documento tridimensional y de esa manera preservar la memoria del sitio frente a cualquier futura reforma o modificación que pueda sufrir el edificio. El material 3D podrá utilizarse para generar recorridos virtuales con fines educativos y de difusión. Los investigadores explicaron que a partir del modelo obtenido, que refleja con precisión el presente de la construcción, se podrá sumar los wwwimonios de muchos sobrevivientes para recrear el espacio tal como se encontraba cuando funcionó como Centro Clandestino de Detención entre los años 1976 y 1978. Aproximadamente 200 víctimas del terrorismo de estado, detenidas-desaparecidas.

En democracia, la Comisaría Quinta y específicamente las celdas que funcionaron como Centro Clandestino de Detención, continuaron utilizándose para alojar detenidos, hasta que la muerte de tres de ellos en enero del año 2000, provocó la clausura de los calabozos.

En 2011 se promulgó la Ley Nº 26.691, que declara Sitios de Memoria del Terrorismo de Estado a los lugares que funcionaron como Centros Clandestinos, y garantiza la preservación, señalización y difusión de los mismos por su valor wwwimonial y por su aporte a las investigaciones judiciales. Finalmente en marzo de este año, luego de varias medidas judiciales comenzó la puesta en marcha de un Espacio de Memoria en parte de las instalaciones de la Comisaría Quinta de La Plata.