Un equipo de especialistas de la Dirección de Fauna del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación viajó a la localidad entrerriana de Gualeguaychú, donde rescató a un ejemplar de elefante marino juvenil que remontó el río y llegó desde el mar hasta la costanera de esa ciudad, según se informó oficialmente. Es muy poco usual que un ejemplar de esta especie logre llegar a un territorio tan alejado de su hábitat.

El ejemplar será devuelto a su hábitat natural, la costa marítima argentina, según dijeron voceros de esa cartera. El operativo de rescate se llevó adelante junto con personal de la Fundación Temaikén y la Prefectura Naval Argentina, que anoche se comunicó con este Ministerio para informarle que habían visto un ejemplar de elefante marino, presuntamente una hembra, y pedirles ayuda para su traslado a su hábitat natural, la costa marítima argentina, desde Mar del Plata hacia el sur.

El animal ingresó desde el mar por el Río de la Plata debido a la sudestada y es posible que se haya desorientado. Desde allí remontó río arriba hasta la zona de Gualueguaychú, donde fue visto por varios vecinos que dieron el aviso a la Prefectura.

Los efectivos lo vieron ayer y luego perdieron su rastro, señalo un comunicado del Ministerio de Ambiente. Esta tarde, fue avistado nuevamente y rescatado. La visita del elefante marino en la orilla del rio Uruguay causó sorpresa a todos los vecinos, quienes nunca habían visto un animal de estos en el río.