Las pirpintos (ascia monuste) “son mariposas típicas de la región chaqueña y yungas, no solo de Argentina sino de Bolivia y Paraguay, en donde suelen desarrollar grandes enjambres migratorios que son desplazados también por los movimientos de los vientos y pueden llegar hasta la zona pampeana en nuestro país“, indicó el biólogo Javier Lima, docente de la Universidad Nacional de Santiago del Estero (UNSE).

“Es una de las especies más abundantes de la Argentina, remarcó el especialista, y agregó que “sus migraciones resultan otros de los espectáculos gratuitos que la naturaleza nos suele brindar”.

Lima explicó que la aparición de estas mariposas es normal en esta época del año, pero que ahora se ve mayor cantidad debido al viento, que las trae.

Se trata de un insecto que pertenece a la familia de lepidoptera. “Es una mariposa de hábitos diurnos y en primavera y verano se produce su ciclo biológico desde huevos, larvas, crisálidas y adultos, formando grandes poblaciones, las cuales son favorecidas por las condiciones de temperatura y humedad del verano“, explicó el especialista. A la vez, indicó que, “de adultas, suelen vivir unos 100 días y pueden producir hasta dos generaciones por año”.

Es importante destacar que “en su estado larval se alimentan de hojas, de la flora autóctona, por eso muy importante conservar los bosques nativos, mientras que de adultos cumplen una función ecológica muy importante tanto como polinizadores de muchas flores, dado que se alimentan con su lengua libando el néctar de las flores y también como alimento de muchas especies de pájaros que lo consumen”.