Por primera vez se hará eefectiva la famosa “Declaración de Pulmarí” quedó se promulgó en 2014 pero recién ahora se aplicará en un caso puntual entre dos personas pertenecientes a una comunidad mapuche de San Martín de los Andes que tienen una disputa legal por el robo de ganado en tierra ancestral. Es por esto que la Justicia decidió poner en práctica la Declaración de Pulmarí.

El origen de esta declaración data de muchos años atrás y de una larga pelea de los pueblos originarios que sostenían que dentro de sus tierras no había lugar para otra ley que no fuera una propia, considereando una comunidad como tierra independiente a nuestro país, los habitantes de las mismas sentían la obligación de ser juzgados, cuando la realidad así lo exigiera por normas mapuches y no argentinas

Es por esto que el Gobierno de Canadá, a traves de su embajada en Argentina aportó en el año 2014 casi 200 mil dólares para financiar un programa destinado al reconocimiento de la justicia indígena en la provincia de Neuquén, así nació la “Derclaración de Pulmarí”, que se firmó en agosto pasado por el Ministerio Público Fiscal, la Corporación Interestadual Pulmarí y comunidades mapuches.

Los fondos en aquel momento fueron gestionados por el fiscal general José Gerez durante un encuentro que mantuvo en Buenos Aires con la embajadora de Canadá. Durante la reunión, el funcionario judicial presentó a la embajada el proyecto “Reconocimiento e incorporación de los métodos originarios de resolución de conflictos de los pueblos indígenas en el proceso penal neuquino”, que tiene como objetivo “realizar el relevamiento, documentar y sistematizar la información recabada de las costumbres ancestrales pertenecientes a las comunidades indígenas en lo que se refiere a los modos de justicia y de resolución de los conflictos, para generar mecanismos legales que permitan su aplicación de acuerdo a la zona del hecho y la temática”.

El proyecto fue elaborado en el contexto de la “Declaración de Pulmarí”, la cual constituyó un hecho histórico que colocó a Neuquén a la vanguardia en políticas de integración intercultural, al reconocer desde agosto pasado las costumbres de los pueblos indígenas para resolver conflictos penales, en la medida  que éstas sean compatibles con el sistema jurídico nacional y con los derechos humanos reconocidos internacionalmente.

Se trata de una iniciativa consensuada entre los representantes del Ministerio Público Fiscal de Neuquén y de la Corporación Interestadual Pulmarí junto a las autoridades de las comunidades mapuches que habitan el territorio de Pulmarí, en la localidad de Aluminé, a 350 kilómetros de la capital provincial

Para que dicha declaración se aplique es necesario:

• El conflicto debe involucrar sólo a miembros de comunidades indígenas reconocidas como tales por el Estado.

• El conflicto debe ocurrir únicamente en territorio reconocido de las Comunidades.

• El caso no debe afectar gravemente el interés público (un homicidio o delitos contra la integridad sexual, por ejemplo, quedarán excluidos).

• La sanción a la que arribe la comunidad debe respetar los derechos humanos.

• El conflicto debe ser resuelto por una autoridad legitimada por las comunidades.

Ahora, a raíz de este hecho de robo de ganado en donde intervienen dos mapuches que viven en una misma comunidad se podrá aplicar por primera vez una justicia propia que devuelve a los pueblos originarios la facultad de ajusticiar a sus miembros con sus leyes.