Los 15.604 millones de pesos invertidos por el sector lechero se dividen en gastos directos, como alimentación, personal y sanidad; gastos indirectos, como de estructura, administración y financiamiento; arrendamientos e inversiones de bienes durables como maquinarias y mejoras.

Para el presente ejercicio lechero, los gastos directos correspondientes a alimentación, personal y sanidad ascienden a 7.934 millones de pesos. Para analizar los gastos de alimentación se consideraron praderas, verdeos, campo natural, reservas y alimentos balanceados.

Otros rubros asociados a la producción, como inseminación artificial, control lechero, recría y crianza, mantenimiento e higiene y energía adicionan al costo directo total 5.395 millones de pesos. Por lo tanto, los costos directos de esta actividad son de 13.329 millones de pesos.

El informe incluye también los gastos de estructura, administración y financiamiento, con un monto de 1956 millones de pesos.

Los gastos de estructura y administración necesarios para mantener en condiciones de producir y gestionar técnica y económicamente la empresa corresponden a conservación de instalaciones, energía, movilidad, personal, asesor técnico, asesor contable e impositivo. Se estiman en 1081 millones de pesos.

Por otro lado, las inversiones en bienes durables como maquinarias, camionetas y mejoras (aguadas, alambrados, corrales, casas, galpones, etcétera), que se realizan anualmente suman 319 millones de pesos.

En síntesis, la producción lechera argentina realiza anualmente una importante inversión para producir millones de litros de leche para nuestro país y el mundo.

Los 15.604 millones de pesos constituyen los gastos e inversión destinados por los productores lecheros para producir, destacándose que más del 88% de lo gastado se localiza en las comunidades, lo que genera empleo, desarrollo y ocupación territorial.

A modo de síntesis, algunos de los conceptos destacados de la producción tambera son los siguientes:

• La leche es un elemento esencial en la dieta humana.

• Se necesita un tiempo importante para poner en funcionamiento un tambo. Es un proceso de trabajo continuo que no para nunca.

•Los tamberos transforman agua y alimentos en lácteos. Muchas personas de diversas ocupaciones dependen de la producción láctea.

El presente es el tercer trabajo desarrollado por la Comisión de Enlace, con el financiamiento del Fondo Federal Agropecuario y con el soporte del Movimiento CREA, para generar información confiable sobre la dimensión de las producciones agropecuarias en nuestro país.