El secretario de Seguridad, Sergio Berni afirmó que la tercera campaña antártica se realiza con la finalidad de “desarrollar investigaciones científicas para la conservación y manejo de los recursos naturales”

Explicó que se tata de “una campaña estratégica y fundamental para garantizar la soberanía nacional, la seguridad de la navegación y contribuir a proteger el medio ambiente”.

El motovelero Houssay zarpará el domingo 11 de enero hacia la península antártica y su primer destino será la Base Carlini, donde embarcarán científicos de la Dirección Nacional del Antártico.

Luego navegará hacia Bahía Paraíso – Base Brown, donde se realizarán tareas de investigación como un estudio de calidad de aguas y especies marinas durante aproximadamente 12 días.

Luego regresará a la base Carlini hasta el momento en que pueda efectuar el cruce con destino a Ushuaia, donde se estima que arribará el 1 de febrero.

Durante la travesía, estará acompañado por el guardacostas Prefecto Derbes CG 28, que navegará en su apoyo para brindarle seguridad en el cruce del Pasaje de Drake y en aguas antárticas. El buque oceanográfico Houssay, botado en 1931, tiene una extensa trayectoria en tareas de investigación oceanográfica.

Fue reconstruido y diseñado en astilleros argentinos y está equipado con tecnología de última generación al tiempo que cuenta con un moderno laboratorio a bordo, que contribuye al desarrollo de las tareas investigativas de la comunidad científica nacional.

Por su parte, el guardacostas Derbes es un patrullero de alta mar, modernizado en el marco de un plan de inversión impulsado por el Gobierno Nacional, que permitió su actualización tecnológica. Dispone de plataforma y un hangar en popa con capacidad para operar un helicóptero.

En esta campaña, el guardacostas de salvamento Tango zarpará el 31 de enero desde el puerto de Ushuaia hacia la Antártida.

Fotos: archivo Infomedia

Este buque, en el marco del Programa Ballena Azul Austral, efectuará la recuperación de boyas submarinas y tareas vinculadas al monitoreo de cetáceos y avistaje de ballenas.

En el contexto del Proyecto Pampa Azul, navegará hacia el área marina protegida Namuncurá/Banco Burdwood, donde obtendrá imágenes del espacio marítimo mediante la utilización de vehículos submarinos a control remoto a profundidades de 200 metros.

El 26 de febrero se prevé su regreso al puerto de Ushuaia para emprender navegación con destino al Puerto de Buenos Aires, donde arribará el 5 de marzo.

El guardacostas Tango es una embarcación multipropósito, equipada para tareas de búsqueda y salvamento, lucha contra la contaminación e incendios en buques, remolques en alta mar y patrullajes en el mar argentino.