El diseñador industrial José Antonio Guevara, docente de la Facultad de Arquitectura, Urbanismo y Diseño (Faudi) de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC), resultó ganador del concurso internacional “Bancos para Compartir” organizado por el Ayuntamiento de Madrid, una iniciativa para actualizar los bancos públicos de la capital española.

‘ARCO’ es el nombre de este trabajo que consiste en una propuesta de bancos versátiles, creados con material reciclable. Se basa en un banco de tablillas clásico, pero que incorpora mejoras que le otorgan versatilidad y sustentabilidad. Es un diseño que permite diferentes configuraciones, propone nuevos materiales a base de fibras de madera y plásticos reciclados y recurre a un sistema de fabricación de bajo nivel tecnológico. La pieza diseñada incluye materiales 100% reciclados y reciclables al final de su ciclo de vida.

El jurado del concurso “Bancos para Compartir” valoró el papel socializador del modelo, su calidad funcional y de confort, y la variable medioambiental, considerando las materias primas utilizadas.

 

‘ARCO’ permite diferentes configuraciones a través de la combinación de tramos rectos y curvos, haciendo posible que el conjunto describa líneas complejas, que pueden replicar el entramado definido en la configuración de un parque, una plaza o un paseo. Esta versatilidad le permite, incluso, incidir en un ámbito con una determinada intención: delimitando espacios, marcando recorridos y puntos de observación o áreas de juego y descanso.

Guevara indicó que trabajó “buscando una alternativa al banco romántico, tradicional en parques y paseos. Si bien este banco resulta ser muy cómodo, responde solamente a configuraciones rectas y requiere mantenimiento periódico en sus partes”.

El banco está compuesto por una estructura de soportes y piezas de refuerzo intermedias fabricadas a partir de una pletina de acero de 60×10 mm. Sobre la pletina lisa se fresan las concavidades y los taladros roscados que servirán para fijar perfiles de WPC (wood plastic composite) de sección redonda que conforman la superficie del asiento y respaldo. A continuación se doblan las pletinas, mediante plegadora de rodillos o embutidora, en función del radio de doblado.

La flexibilidad de la propuesta se basa en el empleo de listones curvados. Para ello se utilizan perfiles de sección circular, lo que permite que el curvado se pueda realizar con diferentes radios y que los listones puedan fijarse de forma correcta a los soportes. Los listones se sitúan siempre en planos horizontales, por lo que ocupan una única posible posición (la amplitud del arco queda definida por los puntos de fijación sobre los soportes). Las pletinas de refuerzo intermedias solidarizan el conjunto, evitando el giro de los listones alrededor de los puntos extremos de sujeción.