Comodoro Rivadavia es una de las ciudades más populosas de la Patagonia, de fuerte tradición petrolera, el aumento demográfico siempre estuvo emparentado con el hidrocarburo, produciendo un crecimiento de la ciudad desproporcionado y con poca planificación urbana. Fundada en 1901, desde siempre tiró sus efluentes cloacales al mar sin tratar, más de un siglo después de su nacimiento, 43 millones de litro por día de cloaca cruda van a parar directamente a la costa.

En una entrevista con Adn Sur TV, el Lic. Fabián Suárez de la consultora Geoambiente explica el severo problema ambiental que está viviendo Comodoro Rivadavia y bosqueja una solución para los residuos y para la falta de agua, dos históricos problemas de esta comunidad. “Actualmente tenemos 24 descargas de efluentes cloacales e industriales sin tratar en la costa. Son 43 millones de litros por día de estos líquidos los que estamos tirando al mar. No hay ninguna planta de tratamiento actualmente en funcionamiento

El especialista informó que existe un proyecto para unir las 24 descargas, unificarlas en dos sectores de la ciudad y luego direccionarlas a una planta de tratamiento para liberarlas en emisiones submarinas, disminuyendo así el impacto de esos residuos tóxicos. La industria petrolera es también una fuente importante de contaminación, en este sentido afirmó que “todas las descargas se hacen directamente en la línea de playa, sobre la arena y la restinga (área cercana al mar, la costa). No es aconsejable pescar

El proyecto para hacer la planta de tratamiento, hace tres años atrás costaba $400.000.000, y a pesar de que está aprobado por el Municipio, aún esperan los fondos, que en un momento iban a llegar a través de un crédito del CFI (Consejo Federal de Inversiones) Lo cierto es que la planta no se hace y la costa comodorense está contaminada, y esta situación se sabe por el boca a boca, y no hay una comunicación oficial para alertar a la población a no hacer uso de la playa y tener precaución con la pesca. “No hay en el costa un solo lugar que no tenga una descarga cloacal directa cercana“, afirma Suárez.

Otro de los problemas que atraviesa desde siempre Comodoro, es la ausencia de recursos hídricos. La red de agua potable se alimenta por el acueducto que extrae agua del Lago Musters, hoy en una profunda crisis hídrica, según los habitantes de Sarmiento, la localidad que está a orillas del espejo del agua, hay riesgos de que el lago se seque. Por esta razón Comodoro debe buscar alternativas para abastecerse de agua. En este sentido, el consultor ambiental aclaró que: “Nosotros en Comodoro tenemos un acuífero muy importante prácticamente sobre nuestros pies. Aunque se conoce poco, no se ha explorado, el agua que hemos sacado es buena, se halla a 600 metros y el petróleo a 1200/1300, por lo tanto no corremos riesgo de coontaminación, pero hoy no sabemos cuánto recurso hídrico tenemos ni dónde está la zona de recarga del acuífero para protegerla ambientalmente”, concluyó el consultor. La industria petrolera, directa o indirectamente ha modificado el medio ambiente en la ciudad, su participación en la solución de estos problemas sería necesaria.