Por Matilde Moyano

Aunque pocos lo sepan, en Argentina se ubica una de las obras arquitectónicas más representativas del Movimiento Moderno que es estudiada por las carreras de Arquitectura de todo el mundo debido a su originalidad y perfección constructiva, ya que todas sus partes compositivas cumplen funciones específicas con una gran sencillez que prescinde de ornamentos, lo cual marcó una ruptura con la tradicional configuración de espacios.

Ubicada exactamente en el centro geográfico de la ciudad de Mar del Plata, la ‘Casa sobre el Arroyo’, más conocida como ‘Casa del Puente’, fue diseñada y construida por el arquitecto argentino Amancio Williams entre 1943 y 1945 a partir del pedido de su padre, el músico Alberto Williams, fundador y director del Conservatorio de Música de Buenos Aires desde 1893 hasta 1941.

Amancio Williams es considerado uno de los arquitectos más importantes de la primera mitad del siglo XX. Sus avanzadas ideas sobre la urbanización tenían el objetivo de mejorar la calidad de vida de los habitantes de las ciudades y el medio ambiente.

Ubicada en el barrio Pinos de Anchorena, esta casa fue emplazada sobre el Arroyo Las Chacras, un curso de agua fundacional de la ciudad de Mar del Plata que en 1957 fue interrumpido por razones de saneamiento.

La ‘Casa del Puente’ está ubicada dentro de un parque que conserva una porción del paisaje silvestre de la pampa, siguiendo el lineamiento de la naturaleza, según criterios lógicos y matemáticos. Como la premisa era no alterar el entorno natural, la construcción consiste en un rectángulo de hormigón armado, de 26×9 metros.

Es importante también el concepto de elevación, ya que posee un arco en la base del terreno para sostener esta “caja habitable” que une las dos márgenes del arroyo. Las ventanas se ubican en todo el perímetro horizontal de la casa, para integrar a la naturaleza en todos los espacios de esta vivienda-estudio musical, y estar en contacto con los sonidos del arroyo y el canto de las aves.

Entre otros detalles, resulta importante mencionar que la escalera acompaña el desarrollo del arco en el que se apoya la casa, por lo que las medidas de los escalones van disminuyendo su altura a medida que se asciende. El piso de la vivienda es de adoquines de algarrobo colorado.

A continuación, fotos originales de la vivienda tomadas en 1947 por Grete Stern.

Un dato curioso es que cuando muere Alberto Williams en 1952, la casa es habitada algunos años por una de sus hijas, quien la vende luego al empresario Héctor Lago Beitía, quien en 1970 instala allí los estudios de Radio Mar del Plata (frecuencia modulada LU9) cuyo lema era “De la casa del puente, un puente hasta su casa”. En 1977 el gobierno militar cierra la radio mientras estaban al aire. Luego la casa fue tomada y padeció incendios. Actualmente se encuentra a la espera de la aprobación para ser restaurada, para poder convertirse en un Museo.

Conocer la Casa del Puente es una opción para quienes visiten Mar del Plata en estas vacaciones de invierno, podés elegir este destino a través de Despegar.

El Ente Municipal de Turismo (EMTUR) ofrece a turistas y residentes ‘Paseos para gente inquieta’, la posibilidad de conocer distintos atractivos naturales, culturales y micro-emprendimientos de Mar del Plata y el resto del Partido de General Pueyrredón. La inscripción se realiza en el Centro de Información Turística de EMTUR, Local 51 Rambla Edificio Casino, Bv. Marítimo P. Peralta Ramos 2270. Diariamente de 8 a 20 hs. Las visitas guiadas son gratuitas.

Fotos: Matilde Moyano y Archivo Casa del Puente.