Las carreras de galgo en el interior del país constituyen una tradición muy difícil de desterrar, los perros que sirven para las carreras son sometidos a tratamientos químicos caseros que le modifican su capacidad de resistencia para lograr una mejor performance. El mayor canódromo de Córdoba, ubicado en las afueras de Inriville fue clausurado porque no cumplía con las medidas de seguridad para hacer espectáculos. No hay ninguna ley en la provincia que prohíba las carreras.

Martín Muñiz, Secretario de Gobierno de la Municipalidad de Inriville lamentó que no se cierre por cuestiones de maltrato animal. “No hay una ley que prohiba las carreras de galgos, y por eso se continúan haciendo, muchas de las carreras en forma clandestina” Las carreras de galgo mueven sumas millonarias en el interior del país, muchas de ellas se hacen con la aprobación sotto voce con la policia o ediles municipales. 

Muñiz tuvo la colaboración del Proyecto Galgo Argentino, es una ONG que lucha por defender al galgo en todos sus aspectos. Defenderlos de los galgueros explotadores, que los usan como meros objetos para cazar liebres, jabalíes o ñandúes, que los utilizan para carreras o para reproducción. Y una vez que que ya no les sirven son descartados de la peor forma.

Este canódromo clausurado se conoce como “El Palermo de los Galgos” y está inscripto como una Asociación Civil pero desde el Municipio aseguran que no está habilitado para hacer ningún evento. 

La carrera de galgos “es un negocio, porque según lo que estamos investigando hay un negocio de apuestas bastante importante detrás de esto”, remarcó Muñiz, y agregó que por “eso de acuerdo a la legislación que existe nosotros tratamos de controlar más lo que hace espectáculos públicos, que el tema del juego. Acá en Córdoba el tema del juego está reglamentado por lotería y casinos, y para que haya apuestas debería haber una habilitación”, completó el funcionario municipal. Muchas asociaciones protectoras de animales de todo el país esperan que el Congreso sancione una ley que las prohíbe en todo el territorio nacional.