A pocas semanas de una nueva edición de la Fiesta Nacional de la Vendimia, cuyo acto central será el 7 de marzo, autoridades del Ministerio de Cultura de Mendoza presentaron el escenario tecnológico que tendrá un rol protagónico en “Postales de un oasis que late”, el festejo mayor del teatro griego mendocino.
Este año, el escenario presentará gran variedad de luces, voces en off y sonido envolvente, dado que la tecnología llegó a esta nueva vendimia y tendrá un rol protagónico en la historia, anticiparon desde el área de Cultura. Además, el escenario contará con una propuesta funcional y novedosa al modo de ejecución de escaleras y circulaciones verticales, que estarán ocultos a la vista de los espectadores, para lograr el efecto sorpresa en la escenografía del espectáculo.
El festejo de este año narrará la historia a través de un personaje protagónico que hablará y hasta introducirá al espectador con la ayuda de dispositivos escénicos de iluminación,a modo de efectos especiales, para darle vida a este `ser´. Con esta herramienta se verá un escenario vivo que se integra al guion mediante la personificación del paisaje a través de una voz en off, para introducirlo a la historia.
La dinámica que se establece en la puesta de escena está estratégicamente diseñada desde los recursos expresivos, como los impactos sonoros (sonido envolvente) y visuales (coreografías, representación actoral, tecnología e iluminación, entre otras). De este modo, serán doce los cuadros que formarán el espectáculo, consecuentemente con los meses del calendario, ya que hay momentos del año que tienen que ver con los procesos propios de la elaboración del vino.
 
La Fiesta Nacional de la Vendimia tendrá un espectáculo central, que será “Postales de un Oasis que Late”, inspirada en el concepto filosófico de que todo en el universo está supeditado a una transición constante, a un trasmutar permanente de las cosas que se producen de manera simultánea como fenómeno y en el que la naturaleza es un gran ejemplo de ello.