En septiembre del año pasado, cuando Barrick Gold produjo el quinto derrame de cianuro en Veladero, el Gobernador de San Juan, Sergio Uñac, sentenció: “La Barrick Gold no tiene más margen para el error”, días después de que la empresa canadiense reconociera que derramó agua ácida a las vegas y al río Las Taguas en Pascua Lama, Uñac repitió su vieja receta: “Vamos a multar a Barrick”

La próxima vez que Barrick no haga bien las cosas vamos a ser muy terminantes con la empresa”, había dicho horas después que volviera a derramar agua cianurada sobre la fuente del Rio Potrerillos, contaminando con metales pasados el cauce de este y de cinco ríos más en el Departamento Iglesia. La Asamblea Jáchal No Se Toca exige que el gobernador, que siempre mantuvo una actitud pro minera y pasiva con respecto al accionar de Barrick, cumpla con sus palabras. “Es Simple, que cumpla con sus palabras, pedimos el cierre y remediación de Veladero y Pascua Lama”, sintetizan los asambleístas que en un comunicado de prensa pidieron que Barrick informe la composición del liquido que derramó en Pascua Lama.

“La empresa tiene que hacer las cosas que tiene que hacer, ustedes saben que la he multado, le he parado la actividad, obviamente se le vendrá otra multa, no lo estoy preanunciando solamente estoy diciendo que si no están cumpliendo con lo que corresponde el Estado va a poner los ojos sobre la situación”, expresó el gobernador. Las palabras del mandatario no son tenidas en cuenta por los Asambleistas que han visto cómo ha salido corriendo de Jáchal cuando se había hallado mercurio en el agua del rio Jachal. Barrick, por su parte, continúa trabajando con total normalidad en sus proyectos mineros, sabe muy bien que en San Juan puede contaminar y como máximo recibir alguna multa en pesos cuando su ganancia la obtiene en millones de dólares.

El problema de Pascua Lama surgió cuando Barrick construyó un túnel de cuatro kilómetros de extensión, penetrando en la montaña, en un área periglacial protegida. Este túnel tenía como fin ser una ruta para que los grandes camiones mineros trasladaran roca de Argentina para Pascua, Chile. Pero el túnel jamás sirvió porque comenzó a drenar agua ácida de la montaña, contaminando el medio ambiente. Barrick construyó piletas para tratar el agua y liberarlas, hace unos días atrás el Río Turbio recibió mucha agua producto del deshielo, desbordando las piletas, haciendo que agua sin tratar se vierta en las vegas y directamente sobre el rio Las Taguas, contaminando flora y fauna del lugar.

La Asamblea Jachal No Se Toca difundió unas imágenes de peces muertos que estarían apareciendo en el dique Cuesta del Viento, que confirmarían la contaminación del agua. “¿Cuantas multas le sacarán a Barrick Gold? Cuando sucedió el segundo derrame el Gobernador Sergio Uñac, dijo que era el límite y que iban a aumentar los controles. A la vista está que esta actividad extractivista contaminante es imposible controlar y monitorear, que estas empresas hacen lo que quieren y son las que gobiernan. Hace semanas en el dique cuesta del viento (Iglesia) vienen apareciendo peces muertos, en esta época de deshielo, los afluentes del río Jáchal se han visto modificados y a primera vista el dique nos está mostrando que la contaminación es un hecho, sin embargo están aún investigando, pero la muerte de estos peces ya es una realidad”, expresa la Asamblea en su último comunicado.

El Gobernador Sergio Uñac, lejos de preocuparse por investigar esta aparición de peces muertos, llamó a la población a no dejarse engañar: “Me parece que esas imágenes que están circulando hablan de quienes tienen una postura contraria, que es aceptable pero hay que llamar a la cordura en no poner imágenes que no tienen nada que ver con la realidad