Con el objetivo de atenuar la emergencia sanitaria que reina en Santa Fe, producto del uso sistemático de millones de litros anuales de agrotóxicos, desde la campaña “Paren de Fumigarnos!” se vienen impulsando proyectos de modificación de la ley provincial de productos fitosanitarios 11.273 desde el año 2007.

En esta nueva ocasión, distintas organizaciones convocan a la sociedad santafesina a manifestarse en una concentración frente a la legislatura provincial el próximo jueves 27 de agosto a las 15 para exigir la aprobación en la Cámara de Diputados del proyecto modificatorio de la ley mal llamada de “fitosanitarios”. Se trata del día en que justamente el tema tendrá preferencia en la sesión.

El diputado provincial de Nuevo Encuentro José María Tessa es quien dio estado parlamentario a este proyecto de ley que busca incorporar a la Ley mlos siguientes ítems, entre otros:

– La prohibición de la pulverización con cualquier agrotóxico en un perímetro de 800 metros alrededor de centros poblados y 1000 metros de escuelas.
– La prohibición de la pulverización aérea en todo el territorio provincial.
– La obligatoriedad de la reutilización de los envases (bidones) de agrotóxicos, promoviendo la utilización de envases retornables y prohibiendo su reciclado.

En 2012 se presentaron en la legislatura 30.000 firmas de santafesinos/as apoyando la iniciativa de esta campaña, y en 2013 se adjuntó, además, el aval de más de 100 instituciones. Sin embargo, este año el proyecto de ley corre el serio riesgo de ser anulado frente a la amenaza de aprobación de otro presentado por la Diputada socialista y productora de soja María Inés Bertero, redactado en conjunto con representantes empresarios del agronegocio, sin participación ciudadana, planteando 50 metros de resguardo alrededor de los pueblos, lo cual implica incluso una regresión en relación a la ley actualmente vigente.

El proyecto de la diputada Bertero es regresivo frente a la actual ley 11.273, que plantea un radio de 500 metros libre de fumigaciones, facultando única y excepcionalmente a municipios y comunas a reducirlo. La iniciativa de la legisladora pretende establecer la excepción como regla, en abierta violación al orden legal.

A este contexto, en mayo de 2015 se agregó un nuevo factor que hace urgente la aprobación del proyecto de ley propuesto por la Campaña “Paren de Fumigarnos!”: la Organización Mundial de la Salud (OMS) recategorizó formalmente al glifosato y al 2,4D (primer y segundo herbicida más usado en el campo argentino) como probable y posible cancerígenos. 

Las organizaciones convocantes son: Feria Campesina Desvío a la Raíz, Red de Abogados de Pueblos Fumigados, Comisión Regional de DDHH, Vecinos Autoconvocados de María Juana – Paren de Fumigarnos, Cepronat, Asociación Defensa del Ciudadano – ADECI, Centro de Estudios Alejandro Olmos – CEAO.