Un tramo de la ruta nacional 228 que une Necochea con Tres Arroyos continúa cortada al tránsito debido a la gran cantidad de agua acumulada en la cinta asfáltica por los anegamientos causados por el temporal de hace más de 20 días, por lo que maquinaria vial continuaba trabajando en el lugar.
La situación afecta la ruta a la altura del kilómetro 4, por lo que había un corte total al tránsito entre Necochea y Energía.
El Distrito 19 de la Dirección Nacional de Vialidad (DNV) con asiento en Bahía Blanca informó a Télam que “han descendido más de 38 centímetros sobre la calzada y que de continuar este ritmo –y las condiciones climáticas favorables- la situación se resolverá en los próximos días, al menos para el tránsito pesado”.
 
Las autoridades viales indicaron además que prosiguen las tareas de bombeo para “acelerar el proceso de desagüe”.
 
El anegamiento se debe al desborde de un canal de desagüe que circula en paralelo al camino Dos Hermanitas, indicó el organismo vial y detalló que está habilitado el desvío por la ruta provincial 86, en la ciudad de Benito Juárez.
 
Personal de la Policía Vial bonaerense seguía apostado en los extremos del tramo afectado de la ruta 228, en Tres Arroyos, Necochea y Energía, para informar a los conductores acerca del corte y las opciones de tránsito.